Famosos a la sombra

  • ¿Quién está detrás de los cuerpos de las chicas Victoria's Secret y de los 'looks' de Sara Carbonero o Paula Echevarría?

El verdadero triunfo es el resultado de la persistencia y la paciencia. También de las ganas, y en el caso que hoy nos compete conviene no olvidarse de la prudencia y de la sensatez. Éstas fueron las claves del éxito del argentino Martín Giacchetta, el entrenador de las celebridades españolas y artífice de cambios físicos tan espectaculares como el de David Bustamante. El gurú fitness puso su tarjeta en el buzón postal del domicilio del cantante y su esposa, Paula Echevarría, un día sí y otro también hasta que un día llegó la llamada que tanto esperó. De ahí al estrellato. Soraya, Romina Belluscio, Hiba Abouk o Dani Mateo son algunos de sus clientes más fieles. "El secreto es hacer lo mejor posible tu trabajo, ser discreto y no pedir nada", cuenta el personal trainer. Su agenda es tan VIP como la de otros entrenadores como Iván Perujo, el 'machacador' de importantes políticos, empresarios y futbolistas como Marcelo, o el de Amaya Méndez, la entrenadora personal de Rosa López, Manuel Carrasco o Álex González, con el que tuvo un rollito, y no de primavera. Al otro lado del charco, echan humo los teléfonos de Aaron Williamson, el ex marine que 'ha petado' al ahora imponente Zac Efron; Justin Gelband, el entrenador de los 'ángeles' de Victoria's Secret y encargado de que éstas lleguen a punto a su show anual; Gunnar Peterson, especializado en celebs con curvas como Kim Kardashian o Jennifer López; y Tracy Anderson, creadora del método Metamorphosis que ayuda a las estrellas a recuperar su cuerpo tras el embarazo. Anderson entrenó durante un tiempo a Gwyneth Paltrow y Madonna juntas, aunque no revueltas. ¿Qué tienen en común todos ellos? Sin más, que son famosos a la sombra. Personas que han conseguido triunfar en sus profesiones y que el destino ha convertido en estrellas de las estrellas. Desconocidos para el gran público pero realmente claves y, lo mejor, sin aires de grandeza (en algunos casos) y poca presunción (en algunos casos, también). Profesionales que viven ajenos a la fama tal y como la conocemos pero que son muy famosos en lo suyo. Ya hemos hablado de los personal trainers más demandados, pero la lista de profesiones es extensa.

Es habitual leer el nombre de Ana Antic (y no por ser la hija del famoso entrenador Radomir Antic) en el blog de Sara Carbonero. Esta estilista y personal shopper está detrás de los armarios de dos iconos patrios, como el de la esposa de Íker Casillas y el de Paula Echevarría. Su ojo para mezclar low cost con firmas de lujo la han convertido en una de las figuras más influyentes de la moda comercial nacional. Aunque ha trabajado con Kylie Minogue o Bar Refaeli, sus clientas más fieles son españolas. Elsa Pataky, Úrsula Corberó y Alba Carrillo son adictas a sus outfits. ¿Y en Hollywood? Cristina Ehrlich viste a su íntima Penélope Cruz para las grandes ocasiones; Erin Walsh ingenia cada look de Sarah Jessica Parker y Elizabeth Stewart, hija de un norteamericano y una española, criada en Cataluña, es la encargada de vestir a Cate Blanchett, Julia Roberts, Jessica Chastain y Sandra Bullock.

"En las sesiones fotográficas con famosos ya hay bastante ego como para llevar el mío" cuenta el veterano fotógrafo Greg Gorman. De su objetivo han salido algunos de los retratos más conocidos de los últimos años como Andy Warhol, David Bowie o Leo DiCaprio. A pesar de su fama entre los famosos, su nombre suena a veces tan desconocido como el de Víctor Cucart, el fotógrafo de Gandía con sede en Nueva York favorito del colorín de nuestro país. Ha retratado a toda la jet set española y tiene una extensa carrera en moda con firmas tan importantes como la de su amigo Giorgio Armani.

Oliver Martínez, dueño de un salón de belleza en el madrileño barrio de Salamanca, es el creador de melenas tan sublimes como la de Malena Costa y Ariadne Artiles. Por las manos de Manolo García, que nada tiene que ver con el cantante, han pasado las cabezas de Penélope Cruz, Scarlett Johansson o Sharon Stone. Fue Victoria Abril la que descubrió a este peluquero español a mediados de los 90, y se lo presentó a Bardem. Fue éste quien le abrió las puertas de Hollywood.

Y no son los únicos. Por un menú de Donato de Santis beben los vientos Al Pacino o Robert de Niro; Tom Bachik es el manicurista favorito de Jennifer López, Anne Hathaway o Beyoncé; el francés Hervé Moreau es el facialista más demandado por celebrities como Laetitia Casta, y ahora por la mayoría de las famosas españolas gracias a su colaboración con el famoso centro de belleza integral de la estilista Natalia de la Vega, Tacha; y Mario Dedivanovic se ha convertido en el maquillador de los maquilladores gracias a su trabajo para Kim Kardashian. El joven está detrás de las famosas técnicas que ha puesto de moda la socialité en los últimos tiempos como el contouring o el baking.

Famoso de famosos, la profesión más envidiada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios