La feliz madurez de Elsa Pataky

  • La atractiva actriz cumple hoy 36 años mientras disfruta de unas vacaciones en España, donde presume de su marido, Chris Hemsworth, y de la pequeña India Rose

Comentarios 3

Desde que en 2004 se marchó de España a Estados Unidos, su vida ha cambiado mucho. Pero no porque, tal y como era su intención primera, haya triunfado en Hollywood, -objetivo que ha pasado a un segundo término- sino porque ha encontrado al "hombre de su vida", Chris Hemsworth, y ha sido madre, el pasado 11 de mayo de su primera hija, India Rose. Una pequeña rubia y con los ojos claros, que ha cambiado por completo la escala de valores de una progenitora que ha traído a su familia a su país para disfrutar del que es su primer verano como mamá. Y así, Elsa Pataky -Elsa Lafuente Medianu, su auténtico nombre-, ha pasado de ser una de las mayores sex symbols de nuestro país a ser una feliz madre y esposa orgullosa de un marido que ha encontrado el triunfo en la Meca del Cine gracias a papeles como el del dios Thor.

Poco queda de aquella joven que participó durante 192 episodios en la recordada serie Al salir de clase con la que la actriz comenzó a hacerse popular a finales de los 90 y que le valió de plataforma para papeles posteriores como los de las películas Tiovivo c. 1950 o Ninette. Más allá, Elsa -que además de español y rumano domina el inglés, el italiano y el francés-, anhelaba conquistar más mercados y, siguiendo sus sueños, cruzó el charco y comenzó la aventura americana. Atrás dejaba su relación con el piloto Fonsi Nieto, con quien compartió cinco años de amor intenso durante los que incluso llegó a comprar una vivienda conjunta y a pensar en una boda que nunca se produjo.

Posteriormente, el humorista francés Michäel Youn supuso un noviazgo de tránsito (muy polémico por las, aparentemente, formas poco apropiadas con las que él trataba a nuestra paisana) hasta la aparición de Adrien Brody (el cual llegó a sorprender a su bella pareja con el regalo del castillo en el que residieron) para, con posterioridad, desembocar en el breve romance con el actor Olivier Martínez. Fue entonces cuando esta menuda mujer de 1´62 de estatura -y con medidas de 90-63-92-, se topó en su camino con el australiano Chris Hemsworth junto al que, en 2010, fue vista durante la inauguración del Museo de Arte del Condado de Los Ángeles (parece ser que se conocieron porque compartían el mismo representante). A partir de ahí todo ha ido rodado y, tras contraer matrimonio el 25 de diciembre de ese mismo 2012, Pataky se ha estabilizado sentimentalmente y, a la vez, despierta las envidias de las millones de admiradoras que su marido -quien, en estos días de visitas en Madrid, ha elegido para entrenar el mismo Gimnasio Metropolitan al que suelen ir Rafael y Luis Medina Abascal- cosecha.

Portada de revistas de moda, el físico de la intérprete ha sufrido algunas modificaciones evidentes aunque, a la vista está, los resultados no pueden ser más espectaculares. De hecho, ha protagonizado comentadas fotografías como ésas en las que, en 2009, recubrió su anatomía de cientos de cristales de Swarovsky o aquellas otras de un semidesnudo "robado" de una sesión en Cancún que, publicadas en Interviú, estuvieron a punto de costar a la publicación una elevada indemnización (al final el juez consideró que la playa en la que se hicieron las instantáneas no tenía carácter privado).

Disgustos atrás está claro que, el momento actual, es uno de los mejores de nuestra "cumpleañera" que incluso se ha atrevido a probar suerte como productora de un largometraje de 2011 llamado The wine of summer.

Sea como sea, a sus 36 años, Elsa Pataky puede presumir, por encima del glamour del que está rodeada, de no haber perdido su talante solidario tal y como ha vuelto a demostrar la semana pasada participando en una campaña para la investigación contra el cáncer de mama. ¿Será ella la demostración de que, la perfección, es posible?

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios