OPCIONES Mantenimiento de vehículos híbridos

El consumo de un híbrido es menor, sobre todo en ciudad, que el del coche con motor de combustión exclusivamente; ello es posible gracias a la combinación de un motor (habitualmente de gasolina) con un motor eléctrico (EV), que consigue, además, rebajar las emisiones. Es el caso de la tecnología híbrida de Toyota, aporta diferentes beneficios, desde el placer de conducción y el ahorro de combustible hasta el confort de marcha, el bajo nivel de ruido de rodadura y el respeto al medio ambiente. "A estas ventajas se une una muy relevante: el bajo coste de mantenimiento. Tal y como demuestran diferentes estudios, el coste de posesión de un híbrido de Toyota es muy bajo", explica Raúl Martínez, Brand Senior Manager de Toyota España. "Así quedó demostrado en un estudio independiente en Alemania, de Tec-RMI para BFP Fuhrpark, donde se reflejaba que algunos híbridos Toyota consiguen ahorrar hasta 1.000 euros en mantenimiento en apenas tres años de vida útil".

A todo ello, prosigue, "hay que añadir la reciente aprobación por parte de la Dirección General de Tráfico (DGT) de una clasificación del 50% del parque de vehículos como limpios, que etiqueta como ECO a todos los híbridos de Toyota y Lexus, lo que certifica a éstos como vehículos respetuosos con el medio ambiente y la calidad del aire. Esta clasificación será un instrumento eficaz para las diferentes administraciones a la hora de discernir qué vehículos podrán circular en episodios de alta contaminación o cuáles se deben incentivar mediante beneficios fiscales al ser medioambientalmente sostenibles, como ya sucede, por ejemplo, en el centro de Madrid, donde los híbridos pueden acceder sin restricciones en episodios de alta contaminación".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios