Un gran diseño sencillo y generoso

  • Fiat siempre ha sido un referente en el segmento de coches urbanos en Europa gracias a una experiencia única madurada en ciudades de todo el continente, lo que se refrenda con el nuevo Pandal DESTACAMOS. El nuevo Panda es la evolución natural de un invento que en sus 31 años de vida siempre ha sido sinónimo de atractivo, facilidad de uso y versatilidad. El Panda es esto y mucho más: una marca con muchos valores racionales y emotivos, un coche del que se han fabricado más de 6,4 millones de unidades y que ha sabido conquistar a 16 millones de conductores, muy distintos entre ellos en cuanto a edad, nacionalidad y extracción social.

No cabe duda de que el nuevo Fiat Panda es un vehículo pequeño pero de gran diseño que continúa erigiéndose como un icono de la funcionalidad y personalidad de la marca italiana. Un best seller cuya contribución al liderazgo de Fiat en este segmento es indiscutible: del primer 600 al 500, del 126 al primer Panda, del Cinquecento al Seicento, de la segunda generación del Panda (2003) al nuevo 500 presentado en 2007. Fiat siempre ha sido un referente en el segmento de coches urbanos en Europa gracias a una experiencia única madurada en ciudades de todo el continente.

De este patrimonio técnico y humano nace la tercera generación del Panda, que alcanza la madurez total con un salto cualitativo en cuestiones de espacio, confort, funcionalidad, tecnología y sistemas de seguridad. En esa línea, aseguran desde la firma, "el nuevo Panda habla nuestro idioma, con un lenguaje sencillo y generoso". Dos conceptos, estos últimos que aluden a su lema "simply (a)more".

SIMPLEMENTE PANDA

Panda es sinónimo de precisión, funcionalidad y utilidad. A lo largo de todo el proyecto del nuevo Panda se ha buscado plasmar un concepto de belleza que permita hacer visible y perceptible todo esto. En la tercera generación del Panda se han mejorado todas las partes que lo componen, tanto desde el punto de vista funcional como en la atención a los detalles. La gran armonía general lograda en el resultado se debe a la aplicación de elementos coherentes entre sí que incrementan la facilidad de uso y la elegancia del diseño.

Partiendo de que las exigencias de cada persona son distintas, en el nuevo coche se han reducido al mínimo las dimensiones y se ha aprovechado al máximo el espacio interior. Aunque sigue siendo un vehículo muy compacto, el tamaño del Panda ha aumentado unos cuantos centímetros para garantizar los más altos estándares de seguridad y mejorar su generosa habitabilidad.

El nuevo Panda tiene 365 centímetros de longitud, 164 de anchura y155 de altura; es un coche de cinco puertas con capacidad para alojar cómodamente a un máximo de cinco personas y un maletero de los más grandes del segmento: 225 litros que pueden convertirse en 260 si el asiento trasero deslizante se desplaza completamente hacia delante, e incluso en 870 litros si se abate el respaldo de los asientos traseros.

El Fiat Panda ofrece la máxima libertad de uso gracias a la modularidad del espacio, a los numerosos compartimentos portaobjetos y a las distintas configuraciones de los asientos delanteros y traseros. Por lo demás, cada uno tiene su propio estilo de vida, una relación personal distinta con los objetos y una manera muy personal de distribuirlos en el espacio. Y de encontrarlos. En este sentido, el nuevo modelo es un espacio muy personal a la vez que un sitio que gusta compartir con los demás, como si se tratase de una acogedora casa italiana llena de calidez y generosidad. Incluso el exterior posee un inconfundible estilo italiano, un estilo 'mediterráneo' en el que las formas suaves le confieren un aire agradable a la vez que sólido y protector.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios