Ban Ki-moon condena "en los términos más duros posibles" los atentados en Argel

  • La ONU, el Parlamento Europeo y el Gobierno de España, entre otros representantes internacionales, han condenado los atentados y mostrado su determinación a seguir combatiendo el terrorismo.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, ha condenado "en los términos más duros posibles" los atentados terroristas perpetrados hoy en Argel que han causado decenas de muertos, entre ellos varios empleados de la organización internacional.

La portavoz de la ONU, Michele Montas, ha señalado en una declaración que las dos explosiones destrozaron las oficinas del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y provocaron graves daños a la del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

"El secretario general condena en los términos más duros posibles los atentados terroristas ocurridos hoy en Argelia", ha dicho Montas. Las Naciones Unidas colaboran "estrechamente" con las autoridades argelinas para encontrar a los empleados de la organización que permanecen desaparecidos.

Un portavoz del PNUD en Ginebra ha afirmado a la agencia Efe que entre los fallecidos había al menos diez empleados de diversas agencias y programas de la ONU. Los edificios del PNUD y de ACNUR en Argel son independientes, pero están situados en la misma calle de la capital argelina. El PNUD ha informado que en su sede en Argelia trabajan entre 20 y 24 funcionarios, pero no puede dar más datos al respecto.

Las explosiones tuvieron lugar con apenas unos minutos de diferencia en torno a las 10.00 hora local (09.00 GMT), una cerca del Tribunal Supremo, en el barrio de El Biar, y la otra en la zona de Hydra, junto a una comisaría de policía y en las inmediaciones de los edificios de la ONU.

Más reacciones

Por su parte, el presidente del Parlamento Europeo, Hans-Gert Pöttering, también ha condenado "enérgicamente" el doble atentado de Argel. Desde Estrasburgo, donde se celebra una sesión plenaria de la Eurocámara, ha calificado los atentados de "terrible noticia" y "acontecimiento trágico" y lamenta que nadie haya reclamado la autoría de las explosiones.

Tras trasladar un "mensaje de solidaridad al pueblo argelino y a sus autoridades" en nombre de la Eurocámara, Pöttering ha subrayado que "el terrorismo es un desafío para todo el mundo, no sólo para los países occidentales" sino también para "el mundo árabe" por ser "un problema global que afecta a ambos lados del Mediterráneo". Pöttering insiste en que el problema debe ser resuelto "entre todos" mediante "una política firme" que sea acorde con los principios de la comunidad internacional y los sistemas jurídicos.

El ministro francés de Asuntos Exteriores, Bernard Kouchner, también ha querido expresar su condena y ha garantizado a Argelia la "solidaridad" de Francia frente a la "violencia ciega" que golpea a la población. Poco antes, el presidente francés, Nicolas Sarkozy, había calificado los atentados de "actos bárbaros y odiosos" y telefoneó al presidente Abdelaziz Buteflika para expresarle sus condolencias.

Entre otros jefes de Estado, el presidente del Gobierno de España, José Luis Rodríguez Zapatero, también ha enviado este mediodía un telegrama al presidente argelino, Abdelaziz Buteflika, en el que además de condenar los atentados terroristas transmite su "solidaridad" y la de los españoles con las víctimas.

En su mensaje, divulgado por Moncloa, Zapatero dice estar "profundamente consternado por los execrables ataques terroristas", uno de ellos cerca de la sede del Tribunal Supremo y otro de las oficinas de la ONU, y expresa a Buteflika su "condena y repulsa más rotundas.

"En estos momentos de dolor le ruego, señor presidente, transmita la solidaridad, el afecto y la simpatía del pueblo y del Gobierno de España a las familias de las víctimas", concluye el breve telegrama.

Previamente, el Ministerio de Exteriores había transmitido un mensaje de condena el nombre del Gobierno español por los atentados, ofreciendo su "colaboración y apoyo" en la lucha antiterrorista al presidente argelino. Además, el Ejecutivo expresó "al Gobierno y al pueblo argelino su consternación" por lo ocurrido y "sus más sentidas condolencias a los familiares de las víctimas, así como su deseo de una pronta recuperación de los heridos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios