Cientos de refugiados, engullidos por el Mediterráneo en su viaje de Egipto a Italia

  • Los equipos voluntarios de salvamento se reducen en Lesbos al bajar el aluvión

El ministro de Relaciones Exteriores de Italia, Paolo Gentiloni, aseguró ayer que se ha producido un nuevo drama de refugiados en el Mediterráneo, que habría causado centenares de víctimas, aunque no se confirmaron las cifras.

"Está claro que exactamente un año después de la tragedia en aguas libias nos encontramos otra vez con una tragedia", afirmó Gentiloni en Luxemburgo, donde se celebró ayer una reunión de los ministros de Exteriores de la Unión Europea.

En tanto, el portavoz del gobierno somalí, Abdisalan Aato, dijo a la agencia Dpa en Mogadiscio que en los botes había alrededor de 500 migrantes, entre ellos muchos somalíes. "De acuerdo con nuestra información, muchos somalíes han muerto en esta tragedia", señaló. Según Aato, cerca de 200 de los ocupantes eran de origen somalí y de la región autónoma Somalilandia, ubicada en el noroeste del país.

"Estamos muy consternados por este accidente, en el que según nos informan murieron muchos de nuestros jóvenes", manifestó a su vez el presidente de Somalia, Ahmed Mohamed Mohamud Silanyo, en un comunicado. Según los medios locales, sólo sobrevivieron 23 migrantes. Según Gentiloni, el barco hundido ahora había partido de Egipto, pero que aún no estaba claro dónde se produjo exactamente el accidente.

Mientras tanto, los equipos voluntarios de salvamento que viajaron a Lesbos se plantean reducir su presencia ante el descenso de llegadas, un mes después de firmarse el acuerdo de migración entre la Unión Europea y Turquía.

La vigilancia constante de las autoridades turcas y la guardia costera griega en las últimas semanas ha reducido drásticamente la llegada de lanchas a la isla de Lesbos, hay días en que como mucho arriba un centenar de refugiados, una cifra mínima comparada con los 5.000 que lo hacían en los momentos álgidos de la crisis.

El descenso del flujo de botes provoca que las organizaciones de rescate se planteen retirarse de Grecia o por lo menos reducir su presencia, como las españolas Proactiva Open Arms de Badalona o ProemAid de Sevilla.

El Gobierno de España ha aprobado recibir a un total de 87 solicitantes de asilo que se encuentran en territorio griego en el marco del programa de reubicación de refugiados impulsado por la Comisión Europea y está a la espera de que el Ejecutivo heleno confirme la fecha en que se producirá el traslado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios