EEUU no ha visto "movimientos militares a gran escala" de Pyongyang

  • La Casa Blanca justifica el despliegue de aeronaves "para tranquilizar a nuestros aliados y mostrar que actuaremos con decisión frente a Corea del Norte".

Comentarios 4

Estados Unidos insistió este lunes en que se toma muy "seriamente" la "provocaciones" de Corea del Norte, pero aseguró que no ha visto "acciones que respalden la retórica" hostil de Pyongyang, informó el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney. "Pese a la dura retórica que estamos escuchando desde Pyongyang, no hemos visto cambios en la posición militar norcoreana como movilizaciones de gran escala o posicionamiento de tropas", dijo Carney en la rueda de prensa diaria. No obstante, agregó que Washington se toma "muy seriamente" las "provocaciones" de Corea del Norte, y subrayó el reciente envío de aviones de combate F-22 a Corea del Sur en el marco de las maniobras militares conjuntas que ambos países celebran anualmente, que se suman a los bombarderos B-2 enviados previamente.

El portavoz del Pentágono, George Little, declaró, por su parte, que dos F-22 Raptors fueron enviados desde Okinawa (Japón) a la base aérea de Osan (centro de Corea del Sur) para participar en las maniobras conjuntas anuales con sus aliados surcoreanos. "Estas maniobras han sido planeadas desde hace tiempo y (los F-22) son parte del componente aéreo del ejercicio", señaló Little. La Casa Blanca justificó el despliegue de aeronaves "para tranquilizar a nuestros aliados y mostrar que actuaremos con decisión frente a Corea del Norte", precisó Carney. "Creo que esto ha reducido las posibilidades de errores de cálculo y provocaciones por parte de Pyongyang", agregó.

Por su parte, el Departamento de Estado restó importancia a la intención del líder norcoreano, Kim Jong-un, de declarar a Corea del Norte en "estado de guerra". Estados Unidos ve esa declaración simplemente como "un nuevo paso retórico", aunque sigue "vigilante" para ver cómo se traduce sobre el terreno, afirmó la portavoz del Departamento de Estado, Victoria Nuland.

Este último capítulo de tensiones con Corea del Norte comenzó el pasado 7 de marzo, cuando el Consejo de Seguridad de la ONU impuso nuevas sanciones a ese país por la prueba nuclear realizada en febrero. A esto se ha sumado la tensión y la retórica hostil con la que siempre recibe Corea del Norte las maniobras militares anuales entre EEUU y Corea del Sur en la zona.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios