La Habana saluda el triunfo de Obama y espera un alivio del embargo

  • La ministra de Inversión Extranjera, Marta Lomas, declara que están esperanzados por la elección de demócrata, pero pretenden "seguir trabajando" por si la situación siguen igual.

Comentarios 2

El Gobierno cubano saludó este miércoles el triunfo de Barack  Obama y se mostró esperanzado ante un un posible alivio del embargo, aunque  advirtieron que la isla está preparada para que todo siga "igual", según una breve  declaración de la ministra de Inversión Extranjera, Marta Lomas.

"Si Obama hace alguna acción para suavizar el bloqueo, bienvenida sea y por  supuesto que nos va a ayudar, pero nosotros estamos preparados para que las  condiciones sigan igual", declaró Lomas a periodistas en una feria comercial,  en la primera reacción oficial del gobierno cubano.

Tras comentar su satisfacción por la victoria demócrata, la funcionaria  señaló que, no obstante, los cubanos deben resolver sus propios problemas con  trabajo, porque "es lo que nos permitirá salir adelante".

"Nosotros seguimos trabajando, seguiremos luchando, los problemas los  tenemos que seguir resolviendo nosotros", dijo Lomas, tras participar en la  inauguración del Pabellón de México en la XXVI Feria Internacional de La Habana  (Fihav-2008).

Ante las consultas de la prensa, la ministra recalcó que "por supuesto,  estoy contenta de que haya ganado Obama, creo que el pueblo de Estados Unidos  se merece eso". "Es una señal del cambio que necesita ese pueblo, que necesita  ese país", subrayó.

El gobierno de Cuba mantuvo cautela ante las elecciones de Estados Unidos,  pero en los últimos días los funcionarios y el propio líder comunista Fidel  Castro expresaron su inclinación por el demócrata.

En el propio día de la votación, Fidel Castro, de 82 años y alejado del  poder por una enfermedad, elogió a Obama en un artículo de prensa como el "más  inteligente", "culto" y "ecuánime", y calificó al republicano John McCain de  "viejo", "belicoso", "inculto" y "poco inteligente".

Aunque estima "respetuosa y constructiva" la postura de Obama hacia Cuba,  el Gobierno insiste en el levantamiento del embargo que impuso Estados Unidos  en 1962, desde cuando -según La Habana- ha provocado a la isla pérdidas por  93.000 millones de dólares.

Previo a las elecciones, el gobierno cubano dijo esperar que Obama fuera  "consecuente" y acogiera el llamado de la comunidad internacional para poner  fin al embargo, que recibió hace una semana en la ONU un récord de 185 votos en  contra.

Entre la población, el triunfo de Obama fue recibido con esperanzas de una  eventual distensión bilateral, y sobre todo por las promesas del demócrata de  que levantaría las restricciones a los viajes y remesas enviadas desde Estados  Unidos, dando marcha atrás al endurecimiento del embargo que hizo el presidente  George W. Bush en 2004.

Desde que tomó el mando en julio de 2006 por la enfermedad de su hermano,  Raúl Castro propuso dos veces diálogo al gobierno de Bush; pero, tras ser  ignorado, una tercera -en 2007- ofreció la rama del olivo al ganador de las  elecciones del martes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios