La Policía belga descubre un piso franco vinculado a los atentados de París y Bruselas

La Policía belga descubrió un nuevo piso franco utilizado por los terroristas yihadistas vinculados con los atentados de París y Bruselas, situado en el distrito bruselense de Jette, informó ayer la radiotelevisión pública francófona del país (RTBF). En este apartamento, junto a los condominios ya detectados en el distrito de Schaerbeek de la capital belga, en Charleroi y Auvelais (sur del país), Abdelhamid Abbaoud organizó los ataques del 13-N en París como presunto cerebro de la célula, según la RTBF.

Según las informaciones de esta televisión, la Policía hizo una redada en este piso franco el día de los atentados de Bruselas, el 22 de marzo, casi tres horas antes de que ocurrieran los atentados. La vivienda fue abandonada dos semanas antes de los atentados de Bruselas, y en ella los agentes encontraron barras energéticas proteicas, utilizadas para aumentar la musculación, lo cual "indica que los inquilinos estuvieron algún tiempo en la vivienda".

El hombre que alquiló la vivienda es Mohamed Bakkali, el mismo inquilino del piso del distrito de Schaerbeek en el que se fabricaron los cinturones explosivos para los atentados del 13 de noviembre en París, siempre según esta fuente, y que alquiló el piso bajo el nombre falso de Algerto Malonzo.

Los últimos ocupantes de la vivienda la habrían dejado a finales de enero y el 6 de marzo una supuesta hermana del inquilino envió un correo electrónico al propietario para decirle que su hermano estaba entre la vida y la muerte tras un accidente, por lo que podía quedarse con la fianza y alquilar la vivienda. Un vecino del mismo bloque habría asegurado a los investigadores que se cruzó en el ascensor con Najim Laachraoui, uno de los kamikazes del atentado en el aeropuerto de Bruselas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios