La UE anima a Serbia a localizar a los últimos presuntos genocidas

  • Entre ellos se encuenta Ratko Mladic, contra quien pesa una orden de arresto internacional por genocidio y crímenes de guerra.

La Presidencia francesa de la Unión Europea (UE) animó a Serbia a localizar a los "últimos inculpados" por crímenes de guerra y se felicitó por la extradición del ex líder serbobosnio Radovan Karadzic ante el Tribunal Penal Internacional para la AntiguaYugoslavia (TPIY) de la Haya.

"El arresto por las autoridades serbias de Radovan Karadzic y su posterior traslado constituyen una etapa importante del proceso de reconciliación en los Balcanes occidentales y del acercamiento europeo de Serbia", indicó la Presidencia francesa en un comunicado.

La UE llama a Serbia a continuar en esa vía y localizar y trasladar a la Haya a los últimos inculpados aún fugados.

Entre los reclamados figura el jefe militar de los serbios de Bosnia, el general Ratko Mladic, considerado como "mano derecha" de Radovan Karadzic, sobre quien pesa una orden de arresto internacional por genocidio, crímenes de guerra y contra la humanidad cometidos durante el asedio a Sarajevo y la masacre de Srebrenica, donde murieron más de 7.000 musulmanes.

Las autoridades serbias han ofrecido un millón de euros de recompensa por la captura de Mladic, condición necesaria para que Serbia pueda firmar un Acuerdo de Estabilización y Asociación con la UE, primer paso hacia la adhesión a la Unión. La Presidencia francesa expresó además el apoyo de la UE al TPIY por un "trabajo esencial y ejemplar que pone al servicio de la justicia internacional".

El pasado 21 de julio, Radovan Karadzic, huido desde 1996, fue detenido cerca de Belgrado, donde vivía bajo identidad falsa y trabajaba como médico naturista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios