Elecciones en eeuu

Un candidato republicano cree que los embarazos por violación son algo "que Dios quiere que pase"

  • Richard Mourdock, candidato al Senado por Indiana, se muestra contrario al aborto, salvo en caso de riesgo para la madre, porque "la vida es un regalo de Dios". Romney se desmarca de las declaraciones.

Comentarios 19

El candidato republicano al Senado de EEUU por Indiana Richard Mourdock ha dicho en un debate que "incluso cuando una vida comienza con la horrible situación de una violación, es algo que Dios quiere que suceda". Durante un debate en New Albany entre Mourdock, su oponente demócrata, el congresista Joe Donnelly, y el candidato liberal Andrew Horning, a los tres se les preguntó sobre el aborto. "La única excepción que tengo para proceder a un aborto es el caso de riesgo para la madre" dijo Mourdock, que prosiguió: "He tenido dudas internas durante mucho tiempo, pero he llegado a la conclusión de que la vida es un regalo de Dios. Creo incluso que si comienza en esa situación horrible de una violación es algo que Dios quiere que pase".

Estas declaraciones han acaparado críticas incluso de la campaña electoral del candidato de su partido a la Presidencia de EEUU, Mitt Romney, que si el lunes lanzó anuncios a nivel estatal apoyando a Mourdock, el martes se distanció de sus declaraciones. "El gobernador Romney no está de acuerdo con las declaraciones de Richard Mourdock y no reflejan su punto de vista", dijo la portavoz de Romney Andrea Saul.

Mourdock, favorito del movimiento conservador del Tea Party, derrotó al veterano senador Richard Lugar en las primarias republicanas este año y está inmerso en una carrera muy apretada con Donnelly. La presidenta del Comité Nacional Demócrata, Debbie Wasserman Schultz, calificó las declaraciones de Mourdock de "escandalosas y humillantes para las mujeres".

El candidato intenta aclarar sus declaraciones

En una conferencia de prensa televisada, Mourdock intentó aclarar sus palabras y destacó que sólo buscaba transmitir que toda vida es "preciosa". Además dijo que aborrece la violencia sexual y no cree que Dios quiera que pase algo tan malvado. El candidato censuró a "aquellos que quieren tergiversar los comentarios y utilizarlos para beneficio político". Previamente le había dicho al periódico Indianapolis Star que era "enfermo" que cualquiera pudiera malinterpretar su declaración para que pareciera que la violación en sí misma era voluntad de Dios. "Lo que dije era que Dios crea vida. Como persona de fe creo eso", manifestó. "¿Dios quiere que la gente sea violada? Obviamente no".

El escándalo por las palabras de Mourdock fue comparado con la controversia generada en agosto por otro candidato al Senado por los republicanos, Todd Akkin, de Missouri, quien consideró que el cuerpo de la mujer tiene formas de impedir el embarazo en caso de violación "legítima".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios