El duque de Edimburgo recibe el alta médica

  • El príncipe Felipe, que fue sometido a una angioplastia, sale del hospital tras pasar cuatro días ingresado.

Comentarios 2

El príncipe Felipe, esposo de la reina Isabel II de Inglaterra, ha recibido el alta médica tras haber permanecido ingresado cuatro noches en el hospital Papworth de Cambridge donde el pasado viernes se sometió a una angioplastia.

El duque de Edimburgo, de 90 años, sonrió y saludó con la mano a los medios de comunicación al abandonar en un coche el centro médico sobre las 9:20 horas para reunirse con la reina Isabel II y otros miembros de la familia real en Sandringham (Norfolk), el tradicional refugio navideño de la realeza británica.

El esposo de Isabel II tuvo que ser ingresado de urgencia el pasado viernes por la tarde al sentir dolores en el pecho y esa misma noche fue sometido a una angioplastia para desbloquear una arteria coronaria.

Los portavoces reales informaron entonces de que la intervención había sido "un éxito".

El esposo de la Reina no pudo asistir el pasado domingo durante la jornada festiva del Boxing Day, a la tradicional cacería que él mismo organiza cada año. Según la cadena británica BBC, los doctores recomendaronreposo al príncipe Felipe, que ha sufrido el mayor "susto" hasta la fecha relacionado con su salud, según recuerdan los medios británicos.

Aunque la familia real ha mantenido estos días su agenda, durante el pasado fin de semana varios de sus miembros se acercaron al hospital para ver al príncipe Felipe. El sábado lo hicieron la Reina y sus cuatro hijos, Carlos, Ana, Andrés y Eduardo, y ayer sus seis nietos adultos, entre ellos los príncipes Guillermo y Enrique, hijos del heredero de la Corona.

Felipe de Mountbatten, que nació en la isla griega de Corfú el 10 de junio de 1921, es el consorte más longevo en la historia de la monarquía británica. Lleva 64 años casado con la reina Isabel II, con quien tiene cuatro hijos, ocho nietos y una bisnieta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios