Al menos 13 muertos y 140 heridos por dos explosiones en Estambul

  • La policía acusa al Partido de los Trabajadores de Kurdistán de dos detonaciones en un barrio de la parte europea de la capital turca no considerado turístico

El gobernador de Estambul, Muammer Guler, ha informado que la explosión de dos bombas en Estambul en la tade del domingo ha causado la muerte de por lo menos 13 personas y heridas a otras 140, muchas de ellas en estado grave. "Es seguro que se trata de un ataque terrorista", afirmó Guler en declaraciones a los medios de comunicación. Las dos detonaciones registradas en el distrito Güngoren de la capital turca, un barrio de trabajadores de clase media baja, informan varias emisoras turcas.

La policía local ha acusado al ilegal Partido de los Trabajadores de Kurdistán (PKK) de ser el responsable de este atentado, que se produce pocas horas después de ataques del ejército turco contra posiciones de este partido en el norte de Iraq. Sin embargo, Guler dijo que aún es pronto para determinar la responsabilidad del ataque. Además, descartó la posibilidad de que el autor de este atentado fuera un terrorista suicida y dijo que hubo dos bombas, situadas en cubos de basura y detonadas por control remoto. Por otro lado, fuentes policiales destacaron que "no sería la primera vez" que el PKK hace estallar una bomba de escasa potencia en un cubo de basura en la calle para detonar una gran bomba minutos más tarde.

Según la cadena de televisión NTV, que no cita fuentes y que en un principio dio la cifra de diez muertos, la primera de las detonación fue pequeña pero la segunda fue muy fuerte y causó el elevado número de víctimas. La cadena asegura que la primera explosión sucedió a las 21.45 hora local (18.45 GMT). Un testigo citado por la televisión local señaló que unas mil personas se acercaron al lugar de los hechos después de la primera explosión, minutos antes de producirse la segunda. Muchos de los heridos están en estado muy grave, agregó la televisión Haber Türk.

Las explosiones sucedieron según testigos cerca de una cabina de teléfonos en una calle peatonal de Güngoren, en la parte europea de la metrópolis turca. La edición electrónica del diario Hurriyet cita a una personas que asegura que se encuentran numerosas piernas y brazos de víctimas esparcidas por el lugar de los hechos, que no es considerado un barrio turístico.

El clandestino Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) lucha desde 1984 por un Estado kurdo independiente o al menos un territorio autónomo en el sudeste de Turquía. La organización, que fue calificada como terrorista por la Unión Europea y Estados Unidos, ha perpetrado numerosos atentados contra centros turísticos en Turquía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios