Los norcoreanos lloran la muerte de Kim Jong-il

  • Los ciudadanos de Pyongyang continuan en la calle llorando y gritando ante los retratos del dictador.

Altares y retratos de Kim Jong-il se  colocaron por todas partes en Corea del Norte, donde masas de  norcoreanos seguían llorando la muerte de su máximo líder Kim  Jong-il, ocurrida el sábado pero anunciada el pasado lunes. 

La televisión estatal mostraba cómo personas sollozantes  fluían en masa ocupando plazas con retratos enormes del mandatario en  la capital Pyongyang. Los norcoreanos se golpeaban el pecho y la  cabeza, llorando "¡Padre! o "¡Vuelve con nosotros!" e incluso algunos  se venían abajo. 

En la capital, cinco millones de personas acudieron a ver estatuas  y retratos de Kim, informó la agencia estatal de noticias norcoreana  KCNA. Las plazas se han convertido en un "auténtico mar de dolientes  que lloran con amargura mirando los retratos de un Kim Jong-il  sonriente", añadió la agencia. Según un censo de la ONu de 2008,  Pyonyang tiene 3,26 millones de habitantes. 

El mandatario murió a los 69 años el sábado durante un viaje en  tren a consecuencia de un infarto al corazón, pero la noticia se  conoció e lunes. Desde entonces, el aparato propagandístico  norcoreano ha impulsado el culto la persona del hijo más joven de Kim, Kim Jong-un, preparado por su padre para la sucesión. 

Kim Jong-il recibió el poder de manos de su padre, el "eterno  presidente" Kim Il-sung en 1994 y gobernó durante 17 años con mano de  hierro. Bajo su gobierno murieron cientos de miles de personas de  hambre, según los cálculos de organizaciones humanitarias. 

Mientras, el gobierno de Corea del Sur permitió el envío de  mensajes privados de condolencia al vecino del norte, anunció hoy el  Ministerio de la Reunificación en Seúl. 

Ciudadanos u organizaciones privadas podrán enviar escritos de  condolencias por fax o email a Corea del Norte, aunque antes deberán  recibir una autorización, ya que la ley surcoreana contempla la  necesidad de aprobación con cualquier contacto con el norte. 

Los dos países se encuentran aún técnicamente en guerra desde la  guerra de 1950-53, que no se cerró con un acuerdo de paz.  El gobierno de Seúl anunció el martes sus condolencias, pero no  enviará una delegación a su vecino. 

El funeral de Kim está previsto para el 28 de diciembre y el  periodo de luto nacional se extenderá hasta el 29. 

Su cadáver está siendo velado en una jaula de cristal en el  palacio Kumsusan, bajo una bandera roja y rodeado de flores blancas.  El hijo menor del mandatario y probable sucesor Kim Jong-un presentó  sus respetos el martes acompañado de funcionarios militares,  gubernamentales y del partido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios