Una terrorista suicida mata al menos a 16 personas en Iraq y otras 25 resultan heridas

  • La kamikaze detonó un cinturón con explosivos entre un grupo de milicianos tribales

Al menos 16 personas murieron ayer y 25 resultaron heridas, entre ellas mujeres y niños, en un atentado suicida perpetrado por una mujer en la ciudad de Miqdadiya, 90 kilómetros al noreste de Bagdad, según fuentes policiales.

Las fuentes explicaron que la suicida detonó un cinturón con explosivos que llevaba adosado a su cuerpo entre un grupo de miembros tribales de la provincia multiétnica de Diyala.

Según las fuentes, el ataque tenía como objetivo la sede local del Consejo de Salvación en el barrio de Mualimin, en donde se encontraba un gran número de personas que compraban en el mercado de los viernes, en pleno fin de semana musulmán.

Los Consejos de Salvación son milicias tribales que combaten junto al Gobierno y las tropas estadounidenses en su lucha contra los grupos terroristas y los insurgentes, especialmente los vinculados a Al Qaeda.

La ciudad de Miqdadiya es uno de los bastiones de la insurgencia vinculada a esa organización terrorista.

La provincia de Diyala ha sido escenario desde junio pasado de varias operaciones militares llevadas a cabo por unos 10.000 soldados estadounidenses e iraquíes desplegados en la zona para combatir a los insurgentes.

Sin embargo éste no ha sido el único ocurrido ayer en Iraq. Un atentado suicida con coche-bomba en un puesto de control en la zona de Mansuriaya, a 30 kilómetros al este de la capital provincial, Baquba, causó la muerte de siete soldados iraquíes y tres miembros de otro grupo paragubernamental local, según un oficial del Ejército.

Estos ataques se producen tres días después de que la rama iraquí de Al Qaeda amenazase con una ola de atentados contra "traidores y apóstatas", término con el que se refiere a las fuerzas gubernamentales iraquíes y las milicias sunitas que ayudan a EEUU.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios