Decibelios al borde del vacío

Ciclo de Música Contemporánea. Intérpretes: Angélica Vázquez, arpa; Barbara Ellison, electrónica; Yamila Ríos, violonchelo y electrónica; Camilo Irizo, clarinete; Ji Youn Kang, sintetizador Benjolin; Susana Santos Silva, trompeta; Fani Konstantinidou, electrónica; Kate Moore, violonchelo. Programa: 'Female Perspectives on Sound' (obras deMoore, Ellison, Romero, Ríos, Kang y Konstantinidou). Lugar: Teatro Central (Sala B). Fecha: Miércoles 3 de abril. Aforo: Casi lleno.

Female effects no es en realidad un grupo, sino un proyecto que se desarrolla en torno a la arpista salmantina Angélica Vázquez y que aglutina a un grupo de mujeres que provienen del campo de la composición, la interpretación clásica y el jazz. El colectivo se identifica con la investigación y la búsqueda de nuevas perspectivas sonoras, aunque, desde el mismo nombre, lo que realmente marca su asociación es el sexo, algo obviamente sin relevancia artística alguna.

Aunque envuelta entre dos obras de la australiana Kate Moore, que apuesta por un estilo cercano al minimalismo (alargado hasta lo tedioso en Stories for Ocean Shells) la apuesta sonora, siempre vinculada a la electrónica, es de un radicalismo que roza en algunos momentos la auténtica tortura decibélica, como en más de las dos terceras partes de los diez minutos que dura S#P de Yamila Ríos o en partes muy importantes de Time-folding de la coreana Wang, que juega con ritmos cercanos al pop y el ambiente disco. Acaso resultó la propuesta de la sevillana Lula Romero, Anabasis IV, para clarinete y electrónica, la obra más vinculada a las vanguardias convencionales, con un sugerente juego de ecos, y Smell Illusion de Konstantinidou la que mejor logró la integración entre medios acústicos (trompeta, arpa preparada) y electrónicos, logrando efectos de una inquietante gravedad. Sin embargo, globalmente considerada, la experiencia no pasa de un experimento artificioso que cae a menudo en el vacío artístico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios