La Fundación Thyssen aplaza la negociación del museo en Sevilla

  • El entorno de la baronesa prefiere seguir las conversaciones tras las elecciones de marzo · Montaño asegura "tener la certeza" de que el proyecto saldrá adelante

La delegada municipal de Cultura, Maribel Montaño, anunció ayer que la negociación que mantiene con el entorno de la baronesa Thyssen, Carmen Cervera, para crear en Sevilla un museo con su colección de pintura andaluza se pospone, a petición de la Fundación Thyssen, hasta después de las elecciones, a fin de evitar "distorsiones".

Montaño explicó que el Ayuntamiento había iniciado "algunas gestiones" para materializar cuanto antes el proyecto del museo, si bien, a petición de la propia Fundación Thyssen, se ha preferido desligar este proyecto del próximo proceso electoral "y sacarlo así de ese contexto, porque podría entorpecer la iniciativa".

De este modo, indicó que de común acuerdo han decidido continuar con las gestiones tras los comicios del 9 de marzo, algo que calificó de "razonable", ya que tiene "la certeza" de que el museo hispalense se llevará a cabo.

"Tenemos la certeza de que la baronesa tiene todo el interés del mundo en este proyecto y, por lo tanto, vamos a hacer realidad que su colección andaluza de pintura venga a Sevilla", arguyó la delegada de Cultura.

En cuanto a cuál de los edificios ofertados por el Ayuntamiento será la sede, Montaño contestó que la situación sigue como hasta ahora, ya que la elección del inmueble "está pendiente de la valoración que tienen que hacer los técnicos".

Preguntada sobre las recientes declaraciones de Carmen Cervera, en las que anunciaba que las obras "más bonitas" de pintura andaluza irían al museo Thyssen que se está creando en Málaga, la delegada afirmó que "aún no está decidido qué parte de la colección vendrá a la ciudad hispalense", aunque no cree que la futura pinacoteca malagueña "merme" los fondos de la futura colección de Sevilla.

Por ello, concluyó que se queda "con las palabras de la baronesa a favor de traer a la ciudad su colección" y añadió que los representantes de la Fundación Thyssen le han informado de que "las obras que vendrían a Sevilla merecen un edificio de la envergadura de la que hablamos", ya que se barajan varios edificios de la Exposición de 1929 como el Pabellón Real, el de Perú o el de Portugal, así como el Convento de Santa Clara.

La baronesa aseguró en una visita a Málaga, el pasado noviembre, que las "obras más bonitas" de su colección irían a parar a esta ciudad, donde el Museo Thyssen tiene ya una sede definitiva, el Palacio Villalón, actualmente en rehabilitación. Maribel Montaño quiso quitar importancia a estas declaraciones de Carmen Cervera y aseguró entonces que seguía "conversando con la Fundación Thyssen-Bornemisza para poder tener en la ciudad la colección andaluza de la baronesa, en su totalidad o en buena parte".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios