Muere Robert Rauschenberg, autor inquieto y precursor del 'pop art'

  • El creador, considerado un "titán del arte estadounidense", era conocido por sus 'collages' tridimensionales, en los que mezclaba objetos de la vida cotidiana

El artista pop estadounidense Robert Rauschenberg murió el lunes por la noche a los 82 años, informaron ayer medios estadounidenses.

Rauschenberg falleció en su casa en Captiva Island, en el estado norteamericano de Florida, a causa de una neumonía. Era considerado uno de los pintores y artistas más importantes de Estados Unidos que trabajan con objetos.

Como precursor del pop art, eliminó las divisiones entre pintura y escultura. Fue famoso sobre todo por sus Combine Paintings que combinaban en fantasiosos collages tridimensionales objetos de la vida diaria como ruedas de coches, bicicletas y peluches con la pintura. Monogram, de 1959, fue la más famosa de sus Combine Paintings. El New York Times lo describió como "titán del arte estadounidense".

La galería de Rauschenberg, PaceWildenstein, en Manhattan, confirmó la información después de su muerte. Una amiga de años del artista, Jennifer Benton, dijo al diario regional news-press que Rauschenberg había estado internado hace poco en un hospital en Florida a causa de una neumonía. Sin embargo la semana pasada pidió que lo llevaran a su casa. "Su deseo fue morir pacíficamente en su cama".

Rauschenberg nació el 22 de octubre de 1925, en el pueblo texano de Port Arthur, hijo de un trabajador petrolero. Su abuelo era alemán y se había casado con una india cherokee. Después de cumplir el servicio militar comenzó a estudiar en el Black Mountain College en Carolina del Norte con Josef Albers. Logró reconocimiento en Nueva York, donde presentó su primera exposición individual en la galería de Leo Castelli.

En los años 50, el creador se convirtió en el símbolo de la transición entre el expresionismo abstracto estadounidense y el pop art, entre el conceptualismo y el progress-art. Ilustrativa es una de sus obras tempranas, Erased De Kooning, en la que simplemente borraba un dibujo de su colega neoyorquino Willem de Kooning ante el asombro del espectador.

"Nadie tiene la energía rebosante y desenfrenada del poder de imaginación de Rauschenberg", escribió alguna vez el historiador del arte Robert Hughes acerca de él. "Ama los ruidos, la basura y el olor de la calle", destacó del pintor.

Rauschenberg experimentó con impresiones sobre aluminio, pantallas de plexiglás móviles, vestidos y otros objetos.

Formó parte del proyecto Roci (Rauschenberg Overseas Culture Exchange) con el que viajó de 1984 a 1991 a diez países para trabajar artísticamente lo específico de cada cultura en relación con los artistas. "Roci comenzó con la decisión de hacer algo contra la crisis mundial en vez de entregarme a la crisis de la mediana edad", explicó en tono de broma sobre esta iniciativa.

Se convirtió en el primer estadounidense en ganar el premio principal de la Bienal de Venecia en 1964.

En 1998 el Museo Guggengeim de Nueva York le dedicó una amplia retrospectiva con unas 400 obras. "No soy un artista con ideas", dijo alguna vez. "Odio las ideas. Y cuando a pesar de ello tengo alguna, entonces me voy a pasear para olvidarla".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios