Un matrimonio solidario pero sin uniforme

El 15 de septiembre de 2006, destaparon la caja de Pandora convirtiéndose en la primera pareja gay del Ejército español en unirse en matrimonio. Ayer, 2 de diciembre de 2007, Alberto Marchena y Alberto Fernández volvieron al centro de la polémica protagonizando un desnudo con el que pretenden recaudar fondos para una campaña de Unicef destinada a vacunas infantiles contra el sida. "Nuestra foto forma parte de un calendario",explicaba Marchena mientras esperaba la llegada de su esposo. "Se va a distribuir por papelerías de toda España".

De pronto, el resto de protagonistas hacen aparición en el Hotel Abba de Sevilla. Ángel, de 18 años, el benjamín. "Es lo primero que hago fuera de lo normal", confesaba. Manuel, almeriense de 25 años, algo nervioso porque, a partir de ahora, muchas se enterarán de su tendencia sexual. Respecto a Toni, lo veremos pronto en la pequeña pantalla. "Estoy grabando una serie, basada en Queer as folk, que se llamará Entiéndeme y que, posiblemente, se emita en enero en Cuatro".

Mientras, el segundo de los Albertos, ya presente, sentencia: "Parece el día de nuestra boda". Así es. Nervios y expectación ante algo que, hasta hoy mismo, desconocen en la base militar de Morón de la Frontera donde siguen manteniendo sus puestos de trabajo. "El balance de este tiempo tiene de todo. Algunos nos han amenazado pero nos quedamos con el cariño de la gente". Por eso piensan en la próxima edición de "Arcoiris" -nombre de la iniciativa-, para la que intentarán pasar alguna hora más en el gimnasio con vistas a que, en comparación con el resto de los chicos, las diferencias sean menos evidentes. Tampoco importa tanto. Al final, es la intención lo que más cuenta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios