La boda secreta de Sarkozy y Bruni da la vuelta al mundo

La supuesta boda entre el presidente francés, Nicolas Sarkozy, y la modelo y cantante Carla Bruni no ha pasado desapercibida en ningún lugar del planeta. La noticia ha corrido como la pólvora de América a Australia.

La Regina di Francia. Así de contundente tituló ayer el periódico italiano Il Corriere della Sera acerca del lugar que Bruni había ocupado ya en el Estado francés, de confirmarse, eso sí, la versión del enlace. "Italia está de fiesta -ironiza el diario milanés-, tenemos nuevamente una prima dama italiana". The Times, por su lado, asegura que Sarkozy "se lo está pasando en grande, jugando a sembrar la duda entre sus compatriotas sobre si se ha casado con Carla Bruni". En Francia, el satírico Le Canard Echainé dice, textualmente: "Sarkozy nos había prometido la luna y lo unico que ha conseguido es su luna de miel con Bruni". Por cierto, que la pareja pasó su luna de miel en Venecia, según publicó el periódico La Stampa. Un día después de que el periódico francés L'Est Républicain anunciara la boda, el diario italiano contó ayer que el matrimonio, tras un acto oficial de Sarkozy con las Fuerzas Armadas a últimas horas de la tarde del jueves partió desde un aeropuerto militar hacia la ciudad de los Canales.

En la romántica Venecia pasaron su noche de bodas y a primeras horas del día siguiente regresaron a Francia, al menos Sarkozy, que a las 10 de la mañana del viernes se reunió en Lille con cargos locales.

Además, el periódico apunta que "de un momento a otro" pueden pasar unos días en un pequeño hotel, lujoso y discreto, en San Vito di Negrar, a 15 kilómetros de Verona, la localidad del norte de Italia donde Shakespeare ambientó su tragedia romántica Romeo y Julieta.

Sin embargo, tanto la madre de Carla Bruni, Marisa Bruni Tedeschi, como el primer ministro francés, Francois Fillon, dijeron ayer no saber nada acerca de un supuesto casamiento en secreto. De hecho, por ahora, no hay confirmación oficial de la boda. "La agenda del presidente es apenas compatible con semejantes rumores", señaló Fillon en un aparte de la recepción de año nuevo ofrecida a periodistas en París.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios