Abellán, oreja con mala corrida en la feria de Cartagena de Indias

  • Perera estuvo por encima de su lote en el primer festejo de la feria colombiana del Caribe

Arrancó en Cartagena de Indias la Feria del Caribe, con una corrida que resultó poco brillante, fundamentalmente por culpa del ganado. Un autentico regalo para Miguel Abellán, que sustituía a El Juli, afectado de una inoportuna gastroenteritis, fue el que abrió plaza. Un mansurrón que embistió andando y pegando derrotes para terminar rajándose. Poco pudo hacer el diestro, que se lo despachó de tres pinchazos, menos de media y un descabello.

El cuarto, que manseó en los primeros tercios, medio sirvió en la muleta y el madrileño supo sacar partido de su brusca embestida, siempre a base de obligarle, le fue sacando series fundamentalmente con la diestra. Mató de una entera desprendida, paseando la única oreja del festejo.

El blando segundo , con el que Miguel Ángel Perera se gustó en las verónicas de saludo, simplemente iba y venía sin clase en su sosa embestida. Casi siempre a media altura, y con la dificultad añadida del viento, lo muleteó el extremeño en una faena en la que anduvo por encima de la res, a la que pinchó tres veces antes de recetarle una estocada entera.

El quinto, aunque acusó el exceso de romana, fue el mejor del encierro, aunque eso sí, dobló las manos alguna que otra vez, embistió defendiéndose y pronto se rajó.

El tercero de la tarde fue otro manso que apenas embistió y cuando lo hacía pegaba arreones. Poco pudo hacer con esta res Luis Bolívar a quien el viento importunó durante su labor, matando de dos pinchazos, entera caída y dos golpes de verduguillo.

El que cerró plaza fue más de los mismo, el animal embistió probando y Bolívar optó pronto por tirar por la calle del medio, mandándolo a mejor vida de un pinchazo y una entera caída. La corrida no sirvió.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios