'Barbarroja'; de Pereda pone doloroso punto final a la carrera de Jesulín

  • El diestro de Ubrique, cogido en Elvas por el toro de su despedida de los ruedos

Comentarios 0

El matador de toros Jesulín de Ubrique ha resultado herido en la tarde de ayer por el toro de nombre "Barbarroja", con el que se despedía de los ruedos y de la afición portuguesa en el Coliseo de la ciudad de Elvas, muy cerca del paso fronterizo de Badajoz.

El astado, de la ganadería de Pereda, con 400 kilos, un castaño albardado, flojo y de poca fuerza, enganchó al torero por debajo de la rodilla izquierda obligándole a ingresar en la enfermería, adonde fue llevado por su propia cuadrilla.

Jesulín toreaba en mano a mano con Pedrito de Portugal seis toros de la ganadería onubense de José Luis Pereda ante media plaza, sin picar ni estoquear las reses. El de Ubrique había redondeado en sus dos primeros astados sendas faenas muy aplaudidas por el público, sobre todo en su segundo, con un balance de vuelta al ruedo en su primero y vuelta al ruedo en el segundo de su lote.

El percance le ha sobrevenido a Jesulín de Ubrique cuando estaba pasando de muleta por el lado derecho a este quinto que, fruto de su flojedad, se quedó corto y tropezó con el diestro propinándole la voltereta y haciendo por él en el suelo.

En ese momento, fue llevado por las asistencias hasta la enfermería del coso donde fue explorado por los doctores y trasladado al Hospital de Elvas. El diestro no ha resultado herido de consideración y presenta un puntazo corrido en la nalga además de una posible lesión en la muñeca derecha de la que está siendo examinado en el citado centro médico portugués al cierre de esta edición.

Cuando la agencia Efe adelantaba la noticia se frustraba lo feliz de un adiós que el propio matador no daba como definitivo, ya que no descartaba torear de luces en acontecimientos especiales como la corrida goyesca de Ronda y afirmaba el de Ubrique que sí que iba a participara en festivales benéficos.

El balance final de esta despedida de Jesulín, que en esta ocasión vestía de canario y plata, un tono menos amarillo que el que hizo famoso en su etapa más mediática, es de media entrada en la plaza de toros Coliseo de Elvas con reses flojas de José Luis Pereda. Jesulín de Ubrique, vuelta al ruedo y vuelta al ruedo resultando cogido en el quinto y Pedrito de Portugal, vuelta al ruedo en cada uno de su lote.

Etiquetas

más noticias de OCIO Y CULTURA Ir a la sección Ocio y Cultura »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios