La Diputación renueva su apuesta por el pop y el rock

  • El ciclo 'Martes Música' arrancará el próximo 15 de enero con María del Mar Bonet y Manel Camp en el Centro Cultural Provincial, el primero de seis conciertos

Comentarios 0

La variedad es la norma en el ciclo Martes Música de la Diputación de Málaga. También la modestia dirige su camino, con sólo dos conciertos al mes desde enero a marzo, pero la calidad de la oferta supone el renacer del Centro Cultural Provincial como sala de conciertos: María del Mar Bonet con Manel Camp, el guitarrista Gecko Turner, la world music de Rodopis, el pop sixties del estadounidense Bart Davenport, el rock en castellano de Standstill y el electro-pop de Ellos.

Esta nueva oferta musical de la Diputación con los Martes Música viene acompañada de una subida de precios, de 1,5 a 4 euros la entrada, que sigue siendo inferior a actividades similares en salas privadas pero que despide de forma definitiva la antigua gratuidad.

De modo paralelo al ciclo Martes Música, sigue su marcha Málaga de Estreno, que en este trimestre tiene como única actividad el concierto de Digital 21 del próximo 9 de febrero, el proyecto electrónico del malagueño Miguel Mora.

El próximo 15 de enero María del Mar Bonet y Manel Camp se subirán al escenario del Centro Cultural Provincial en lo que será una sesión de canción de autor con aire mediterráneo. Pocos días después, el 22 de enero, Gecko Turner llevará su fusión musical, con elementos de África, América y Europa.

En febrero, Rodopis y Bart Davenport pondrán el acento extranjero del ciclo Martes Música. Los primeros, que actuarán el 5, son el primer grupo de raíz búlgara que anida en España, en concreto están radicados en Madrid. Todos ellos son músicos de conservatorio con una amplia tradición, bien familiar o bien escolástica, en la música tradicional búlgara.

Por su parte, el estadounidense Bart Bavenport actuará el 19 de febrero y con él llegará el pop soleado de California, el mismo que ha iluminado sus tres discos. Davenport comenzó su carrera en solitario en 2002 con la publicación del disco Bart Davenport donde era ayudado por gente de Cake, Call & Response o de la banda de Tom Waits. En este disco ya era clara la influencia que sobre él ejercen bandas de los 60 como The Free Design. Su siguiente álbum, el sobresaliente Game preserve (2003), superó en calidad a su debut, pero no le llevó al éxito popular. Su siguiente trabajo, Maroon Cocoon (2005), fue una obra más eléctrica y menos elaborada que tampoco le ganó la popularidad.

Marzo tendrá color indie patrio en el Centro Cultural Provincial con Standstill (día 4) y Ellos (día 25). Los primeros son una de las mejores bandas de rock del último lustro, con álbumes como Memories collector o Vivalaguerra, y su carrera ha evolucionado desde el ruido salvaje del hardcore hasta las cercanías a un pop experimental con electrónica y arreglos complejos -también han pasado de cantar en inglés a hacerlo en castellano-. En cambio, Ellos están totalmente alejados del rock y pasan por ser el dúo de electro-pop más completo de la escena nacional, con un directo disparatado y divertido, como ellos.

Etiquetas

más noticias de OCIO Y CULTURA Ir a la sección Ocio y Cultura »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios