Arte hoy

Muros y ventanas de pasta viva

  • El ceramista Agustín Ruiz de Almodóvar expone una selección de su trabajo en la Escuela de Artes y Oficios de Granada: 'Doce esculturas rotundas'

Muros macizos, ventanas rotas y suelos de colores moldeados a mano bajo los patrones del ceramista granadino Agustín Ruiz de Almodóvar son una pequeña muestra del gran trabajo del también escultor que están expuestos en la Escuela de Arte y Oficio de Granada hasta el próximo 19 de diciembre.

La arquitectura es el eje sobre el que gira su obra. Consciente de los espacios, de forma metafórica presenta figuras que a primera vista pueden parecer meros bloques de barro, pero que, si se examinan con detenimiento, de ellos emana una realidad simple y al mismo tiempo compleja. Son las ventanas, las puertas y los muros los que se convierten en las fronteras del hombre, "los que despiertan la soledad entre los individuos, las que unen o separan". Sus ventanas son macizas, sus puertas están cerradas, sus vidrieras son opacas y sus muros están agrietados, para que se adquiera conciencia del yo pero también del relativismo de las ideas.

El barro, el hierro, la escayola, la arcilla y la madera son algunos de los materiales que utiliza en sus creaciones: "Esculturas de torno cocidas a bajas temperaturas, hechas de distintos tipos de barro". Además añade otros elementos, como las perlitas, los óxidos y las tintas, que aportan distintas texturas a la obra. De esta manera, las cerámicas dejan de ser lisas para adquirir cierta robustez y una fuerza geométrica que las convierte en obras con una personalidad característica.

La exposición reúne una selección de 12 piezas que ha escogido con precisión con el objetivo de mostrar una variedad de pastas que sirvan de herramienta didáctica para los alumnos de la escuela. Entre ellas, se encuentra una de grandes dimensiones, donde los raíles de un tren sostienen un muro compuesto por losas moldeadas a mano en forma de cuadraditos, cada uno de tonalidades diferentes, conformando una paleta de colores de arcilla. El ceramista confiesa que su especialización se encuentra en las pastas refractarias, de las que se encarga de confeccionar personalmente. Para la elaboración de las mismas manipula la arcilla en seco, explica Ruiz de Almodóvar, la mezcla con pigmentos de color y luego le añade agua para convertirlo en una masa moldeable. Obteniendo así una rica gama cromática.

El resto de las piezas que componen la muestra son de menor tamaño, todas macizas y fuertes, algunas colgadas en la pared como ventanas, y otras sobre pedestales para realzar su postura. Según palabras del artista, las herramientas que utiliza para trabajar las pastas son normalmente artesanales y sobre todo manuales, es decir, trabaja fundamentalmente con las manos y con otros utensilios que confecciona él mismo. Con una larga trayectoria dedicada a la cerámica y la escultura ha expuesto su obra en Alemania, Bulgaria, Japón, Marruecos y Francia, entre otros países. Recientemente ha llevado su obra a la sala de exposiciones Caja Granada San Antón, y en estos días, además de lo que expone en la Escuela de Artes y Oficios, cuenta con piezas en la colectiva Escultura cerámica contemporánea ibérica en el centro Ateneo Ferrolán de A Coruña y una serie de piezas en el Museo del Azulejo en Lisboa.

Dedicado al arte y a la investigación de la pasta, Ruiz de Almodóvar, por otra parte, se encarga de impartir cursos de introducción a la cerámica en la Escuela de Arte y Oficio. En clases de quince alumnos inicia a los estudiantes de cerámica en el mundo de las pastas y recomienda las herramientas que se deben utilizar para buscar diferentes resultados que al mismo tiempo funcionen.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios