La despedida del director Robert Altman

El año pasado, por estas fechas, fallecía Robert Altman, después de medio siglo de carrera. Patriarca del cine independiente americano, conoció sus mejores años en los contestatarios 60, con títulos tan emblemáticos como MASH. Los 80 no lo trataron muy bien, pero en los 90, ya septuagenario, volvió a primer plano con Short Cuts y The Player. Su postrer film fue El último show, que se presenta hoy en Campus Cinema Alcances.

Es un homenaje a A Prairie Home Companion, título original de la cinta. Es un programa musical radiofónico que lleva 30 años en antena, especializado en música folklórica americana. De hecho su alma mater, Garrison Keillor, es el autor del guión. Incluso los jingles publicitarios que realizó para el programa salen en El último show. Así, Altman regresa al mundo de una de sus películas más aclamadas, Nashville, centrada en el mundo del country. Como era habitual del estilo de Altman, es una película coral, con actores que se dieron bofetadas para trabajar con el cineasta. Ellos son Meryl Streep, Kevin Kline, Woody Harrelson y Tommy Lee Jones, entre otros. Como todos los sábados por la noche, el público entra en un teatro de Minnesota para ser público de un veterano programa radiofónico centrado en música popular americana. Pero ignoran que la emisora ha sido vendida a un holding y será el último. Las relaciones entre los pintorescos cantantes, el personal del teatro y los organizadores marcan la trama.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios