PASA LA VIDA

Juan Luis / Pavón / Jlpavon@ Diariodesevilla.es

Aerolínea de la chuchería

SI ayer despegamos con la incertidumbre sobre la deslocalización europea de la industria aeronáutica y sus futuros efectos en Sevilla, hoy aterrizamos con una aerolínea cuya base está en la venta de patatas fritas, frutos secos y chucherías varias. El próximo mes de enero tendrá lugar el vuelo inaugural Valencia-Sevilla de una compañia de aerotaxis y jets privados creada por Grefusa. Esta empresa, con sede en Alcira (Valencia), alcanza casi los 100 millones de euros de facturación con la fabricación de bolsas de pipas, salados y aperitivos. Con 900 empleados producen a diario unas 2,5 millones de bolsas. Crear un servicio de vuelos regulares de aviación para ejecutivos con muchos viajes de trabajo por el país, conectando Valencia, Sevilla y Bilbao entre sí y con muchas ciudades españolas, portuguesas y del Norte de África en aparatos de muy pocas plazas y encargando la construcción de una flota de 24 aviones por 55 millones de euros, no ha sido obra de grandes empresas constructoras, energéticas, hoteleras o tecnológicas. Lo ha hecho Grefusa desde hace dos años con los beneficios que le reportan sus millones de bolsas de pipas y demás artículos de su catálogo.

Una empresa valenciana muy rentable no se conforma con vivir de las rentas y, tras probar en el negocio con tres jets, crea la aerolínea Jetforyou como operación de altos vuelos que incluye a Sevilla en su mercado, para el que prevé una facturación de 100 millones de euros en el año 2013, creciendo su plantilla de 32 a 200 personas. Mientras tanto, en Andalucía, Chaves las pasa canutas para que exista una línea aérea Sevilla-Almería y confía en que Lara la asuma con Vueling a bajo precio. Y, a falta de empresas andaluzas que inviertan en la aviación comercial, cuando sus directivos quieran subirse a un jet en Sevilla o Málaga para hacer negocios en Faro, Casablanca o Valladolid, tendrán que contratar el servicio a Grefusa, el de las pipas.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios