Dentro de los muchos cuidados que necesita una gran ciudad es importantísimo el tener el alumbrado público a punto. Y en esta ciudad comprometida con el turismo no se descuidan detalles como limpiar las farolas y cambiar las lámparas fundidas para tener noches con encanto.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios