El catalejo

Amagos de fortaleza

VUELVE a resurgir la vieja polémica sobre la seguridad en la Carrera Oficial. Más en concreto, en la Campana. El Ayuntamiento parece haber aprovechado el mes de agosto para lanzar un nuevo órdago -ya se verá si en serio o por probar- al Consejo de Cofradías con el fin de que se tome de una vez en serio la remodelación de las sillas. El Consejo no parece haberlo recibido demasiado bien: alega que estas cosas no se hacen en agosto, "cuando no hay nadie en Sevilla". ¿No hay nadie en Sevilla? Laus Deo. El caso es que el Consistorio esta vez parece ir en serio. Rosamar Prieto advirtió esta semana que si no se avienen a razones se replanteará otorgarles el próximo año la concesión. La cosa se pone tensa. Aunque igual sólo es un amago de fortaleza. Ya se verá.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios