en los medios

Luis Nieto

Ausencias muy significativas

EL abono de 2012 está marcado por ausencias muy significativas y por distintos motivos: José Tomás, El Juli, Perera, Ponce y Curro Díaz..., así como varios espadas sevillanos, para los que será dramático no verse anunciados en el magnífico escaparate de la Maestranza. El contencioso de la empresa con José Tomás parece no tener fin y a estas alturas nadie sabe si, detrás de lo puramente económico, puede haber otro tipo de diferencias. El Juli y Perera, dos toreros del G-10, también se han quedado fuera de Fallas. En su momento, se habló de represalia del empresario Simón Casas por ser cabecillas de este grupo de diestros que han promovido una reivindicación por sus derechos de televisión. Curiosamente, en Sevilla tampoco harán el paseíllo. En cuanto a El Juli, único torero que ha salido por la Puerta del Príncipe en las dos últimas ediciones, rompió la negociación tras enterarse de que la empresa ya la había cerrado con otros toreros antes que con él. Un caso doloroso es el de Curro Díaz, quien sufrió en la Maestranza un gravísimo percance en la pasada feria abrileña -todavía con severas secuelas- y con el que ha faltado sensibilidad; ya que la empresa le ofrecía, sin mayor opción, una corrida de Fuente Ymbro. La ausencia de Ponce no entra en lo polémico, al tratarse de un descanso voluntario. En su conjunto, la cartelería deja mucho que desear. A tener en cuenta, positivamente, dos mano a mano: Iván Fandiño y David Mora, con victorinos en el ciclo de abril; y Manzanares y Talavante, con cuvillos, en San Miguel. En los últimos años la crisis ha marcado un continuo goteo en el descenso de abonos. Con la situación económica que atravesamos, sin una programación imaginativa y el lastre de las reseñadas ausencias, el signo del abono difícilmente cambiará.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios