PASA LA VIDA

Juan Luis Pavón

Blas está a la que salta

EN un partido político cabe de todo. Hasta Bernardo Bueno y Blas Ballesteros en una lista común para ganar las elecciones en la agrupación del PSOE en el distrito centro de Sevilla capital. Habrá pocas personas más antagónicas que ambos por talante. Pero cuando se trata de buscarse las habichuelas del poder, son espectaculares los desmarques respecto a coyunturas anteriores y las adhesiones de nuevo cuño. En eso tiene un máster Ballesteros. Qué hábil es para flotar en el poder y estar a la que salta: subirse a un proyecto donde jugar sus bazas. Recuerden su reciente papelón como portavoz y mediador en la candidatura fantasma del empresario inmobiliario Luis Castel para comprarle las acciones a Lopera, tras haber estado en la directiva de éste.

El ex concejal y ex delegado de Tráfico, gracias a su ruinosa gestión en Tussam y otras hazañas similares, ostenta el chollo de presidente ejecutivo de la Fundación Sevilla Nodo. Cargo y sueldo prescindibles que antes fueron refugio dorado para otro que tal baila sus fracasos, Manuel Copete, colocado como consejero de Cajasol para que siga cobrando y callado.

Antares se prestó el pasado jueves a convocar un desayuno sociedad civil con Blas Ballesteros. Ayer semejante cita era con dos concejales, lo que induce a considerar que la sociedad civil está en trance de extinción en dicho club por las mañanas. Por su interés, les reproduzco lo que se decía en la convocatoria: "Blas Ballesteros hablará del concepto de ciudad ética como el ámbito en el que los ciudadanos puedan desarrollar las múltiples vertientes de sus actividades sociales de la mejor manera posible, citando a Obama como ejemplo a imitar en cuanto a su aspiración de gobernar para las minorías y atender sus problemas y necesidades".

Si inventar una ciudad ética dependiera de un conseguidor como Ballesteros, quedan dos opciones: desperezar a la sociedad civil más presentable para que no la amorticen, o exiliarse ante tamaña impostura.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios