Hoja de ruta

Ignacio Martínez

Chequeo médico

BAJAN en caída libre la Bolsa, la confianza internacional en la deuda pública española, la reputación del presidente del Gobierno y las expectativas de voto de los socialistas. Los siete años de vacas flacas de la maldición bíblica del Génesis se pueden quedar cortos. Un panorama nada alentador para José Antonio Griñán, que está ya pergeñando lo que será la nueva Ejecutiva del PSOE andaluz, un nuevo Gobierno de la Junta y quién sabe si una fecha electoral distinta a la que elija Zapatero para evitar que su desprestigio termine de hundir las posibilidades de los socialistas andaluces.

Griñán está necesitado de dar un impulso a su gestión, a su partido y a su figura. Y no parece que el momento le favorezca en absoluto. Debería, por tanto, correr algunos riesgos. La doctrina conservadora de jugar a cometer los mínimos errores posibles, desarrollada con éxito por su antecesor durante 19 años, ya no sirve en coyuntura tan adversa. Ni le sirve a él ni es útil para el futuro de Andalucía.

Una de las deudas pendientes con la región del partido gobernante es la ausencia de elecciones autonómicas separadas de las generales o europeas desde que Chaves fue elegido por primera vez en 1990. Después de 22 años, en 2012 bien se merece Andalucía un chequeo médico en profundidad sin la distorsión que supone el enconado debate nacional de los dos grandes partidos, que solapa por completo los problemas locales. Esto no sólo perjudica a los partidos minoritarios, sino a la sociedad en su conjunto. En el debate de investidura de Griñán, hace casi un año, Arenas le ofreció abstenerse si se comprometía a convocar elecciones en solitario. Se lo dijo dos veces y no se dio por enterado. Se puede pensar que es una mala señal, pero los tiempos han cambiado mucho en este año.

Ahora Griñán tiene que hacer grandes cambios en su partido, en su gobierno y en su apuesta electoral, si quiere ilusionar a una parroquia que vive con desconcierto y ansiedad el inclinado tobogán en el que ha convertido la economía nacional.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios