El medio centro

Carlos G. Izquierdo

Esta Copa es una ruina

El Villarreal, con su 5-0 en El Ejido, ha mandado un claro mensaje de indiferencia a la Federación Española

LOS dieciseisavos de final de la Copa del Rey han dejado más que claro lo abandonada que se encuentra esta competición y el escaso peso, por no decir nulo, que tiene actualmente en el fútbol español. Los partidos de ida jugados la semana pasada demostraron una vez más que los equipos grandes pasan de esta competición a no ser que se vean ya en semifinales y que los equipos pequeños se ven abocados a una eliminación temprana por el simple hecho de tener que jugar partidos de vuelta y no ser, como debería para dar algo de emoción y empaque a la Copa, a partido único. Eso sí, que no se quejen porque ellos, los pequeños, también votaron este sistema de competición.

Así que en vez de tener unos octavos de final con el Real Unión de Irún y la Ponferradina, por ejemplo, nos vemos abocados a unos partidos de vuelta en el Santiago Bernabéu y en el Ramón Sánchez Pizjuán que, salvo pifia monumental, clasificará a los poderosos. Y no se pierdan el ridículo de ver las gradas de esos partidos, o las del Camp Nou con el Barcelona-Benidorm, absolutamente vacías de un público abocado a perderle el respeto a una Copa del Rey que antaño fuera emocionante y gloriosa.

Así las cosas, parece mucho más coherente la actitud tomada por el Villarreal. Afianzado en la zona alta de la Liga y en la Liga de Campeones, donde tiene muy encarrilado el pase a los octavos de final, el gran club de Castellón tenía claro que la Copa era un estorbo para su preparación. Solución: Polideportivo Ejido cinco, Villarreal cero y a relajarse en los duros meses de invierno en los que sus rivales sí jugarán los miércoles de Copa de diciembre y enero. Eso sí que es mandar un mensaje claro de indiferencia y rechazo a una competición a los dirigentes de la Federación Española, responsables del formato y del triste fracaso de la desamparada Copa del Rey.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios