A pie de campaña

Jorge Bezares

Debate poco movilizador

En un debate demasiado tasado y con un moderador formando parte del escenario, Zapatero y Rajoy lograron salir vivos de las duras acusaciones que ambos se cruzaron. A la espera del segundo cara a cara, los líderes del PSOE y el PP dejaron moderadamente satisfechos a sus respectivos electorados, que pudieron escuchar discursos muy similares a los que han estado oyendo a lo largo de toda la legislatura. Pero no creo haya servido para convencer a una parte importante de ese 15 por ciento de los ciudadanos que aún no ha decidido si acudirá a vota. En cuanto al debate en sí, Rajoy adoptó un punto de vista más cercano a las economías domésticas, que sufren de forma más severa la crisis mundial que las cuentas públicas, y resultó más directo. Pero su tendencia a ejercer una crítica más hiperbólica que razonada contra el Gobierno -sobre todo en terrorismo- le restó credibilidad. Zapatero no estuvo convincente en asuntos como la inmigración y se refirió en exceso a la etapa de Aznar. Pero, en general, sí logró transmitir un mensaje de futuro más positivo de una España más compleja que la que Rajoy quiere gobernar.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios