El parqué

Pablo Cumella

Epidemia de pérdidas

EL Íbex cerró la sesión de ayer con una caída del 3,21%, la mayor desde el 29 de junio (-5,5%), y se situó en los 10.374,8 puntos. El temor a que la recuperación económica sea aún débil y tarde más de lo esperado ha llevado a los inversores a recoger beneficios.

La sesión terminó con todos los valores en negativo y los mayores descensos correspondieron a Abengoa (-6,44%), Sacyr (-5,65%), OHL (-5,64%), Bankinter (-5,28%), Gamesa (-5,03%) y Banco Sabadell (-5%).

Por debajo del 5% se situaron Telecinco (-4,95%), Mapfre (-4,88%), BBVA (-4,59%), Banco Santander (-4,39%), Banesto (-4,32%), Banco Popular (-3,18%), Repsol YPF (-3,09%) y Telefónica (-2,08%). Abertis cedió un 2,26%, en una jornada en la que anunció un acuerdo con el asesor de fondos de inversiones CVC Capital Partners para la transmisión de su participación en Abertis, el 25,83%, en una operación valorada en 2.863 millones, que supone pagar 15 euros por acción. La constructora situó hoy el precio de sus títulos en 12,99 euros, 2,01 euros por debajo del precio de la operación, con lo que la prima pagada asciende a un 15,4%.

El temor a que la recuperación sea un espejismo reapareció en los mercados después de que el Banco de Inglaterra considerase que el ritmo de la reacción de Reino Unido será inferior al previsto por la entidad en mayo. Este mensaje, unido a una caída de las exportaciones de China y a que la Fed constató el martes que el debilitamiento del ritmo de la recuperación económica no permite subir los tipos, ha pasado factura a los principales indicadores europeos. París se dejó un 2,74%, Londres un 2,44% y Fráncfort un 2,10%.

En el mercado de divisas, el euro pierde posiciones frente al dólar y al cierre de la sesión bursátil de el cambio entre las dos monedas quedaba fijado en 1,2898 unidades.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios