Desde mi córner

Luis Carlos Peris

El Espanyol y la pata enharinada

A sus buenos números en Heliópolis, el equipo catalán une un talante de víctima del que el Betis debe recelar

TERRORÍFICOS antecedentes los del Betis-Espanyol que esta atardecida se libra al final de la Palmera. No pierden los periquitos desde que Juande llevaba la nave verde, blanca y verde y hay que ver la de cosas que han ocurrido después. Siete años sin que los blanquiazules hinquen la rodilla en Heliópolis dan mucho que pensar, pero es historia, sólo historia, y ya se sabe que la historia está, mayormente, para que no se repitan sus capítulos más desafortunados. Hasta con el taumaturgo Serra cayó el Betis ante el Espanyol y la verdad es que fue estrepitosa la caída en la que fue la reaparición en Heliópolis del milagrero balear.

Al Betis se le quebró la buena racha el domingo pasado en Valencia y hoy tiene la oportunidad de enderezar el paso por mucho que sea el miedo que metan los antecedentes. Sí debe tener cuidado el equipo bético con la forma en que llega el equipo barcelonés, que lo hace con la patita enharinada presta a introducir por debajo de la puerta. Llega con un puñado de bajas de mucho calado y con entrenador nuevo. Lo primero no debiera ser motivo de confianza y lo otro ya se sabe la incidencia que tiene en fútbol lo del cambio de titularidad en el banquillo. Luego, igual no mejora las cosas, pero al día del estreno hay que temerle como se teme a una vara verde.

Debuta Mané, un excelente entrenador y eso debiera tenerse en cuenta. Más, incluso, que esos antecedentes que tanto se están aireando. La buena andadura del Betis de Chaparro debe consolidarse a favor de querencia, más que nada por tratar de que Heliópolis sea más fortín de lo que está siendo hasta ahora. El equipo bético ha conseguido hacerse nuevamente atractivo y que por ello vaya el bético ilusionado a su encuentro. Hace ya mucho que no comparece ante su fiel y numerosa infantería y hoy lo hace ante un rival que trufa sus buenos números en Heliópolis con un rostro de víctima, conque mucho cuidado cuando se vea la patita enharinada bajo la puerta.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios