Visto y oído

Antonio / Sempere

Fin

SE acerca el fin de año, con él se agotan buena parte de las existencias de programas de producción propia de La 2, y aquí nadie dice esta boca es mía. Convendrán conmigo que no hemos visto ni una sola promoción de ningún nuevo espacio para el inminente mes de enero. Ni una sola novedad. Algo que resulta paradójico teniendo en cuenta que esta semana llegan se agotan algunos de los formatos destacados de la presente temporada. Este sábado terminan las entregas de La mitad invisible, que en enero inicia las grabaciones de una tercera temporada (unos nuevos capítulos que no se podrán ver antes del verano). También concluyen Buscamundos,Entre dos aguas, Pienso, luego existo y Sacalalengua. Cinco bajas, como mínimo, sin repuesto en La 2. ¿Acaso van a repetir los trece episodios respectivos para alcanzar hasta abril? Y lo peor de todo, caso de que realmente se repitan las entregas de todos estos programas, ¿a quién parece importarle?

Lo deseable sería que a los cinco espacios citados sucediesen otros cinco de igual enjundia. Que La 2 tuviese en cartera su remesa de novedades, tal y como la tuvo el pasado mes de octubre. Pero parece que el presupuesto no da para más, o dicho de otra manera, que la fábrica de ideas no fluye a la velocidad suficiente. Los ritmos son los que son, no los que debieran ser. Y mientras el paquete de espacios culturales y de participación ciudadana han encontrado su velocidad de crucero (chapeau por Días de cine, Mi reino por un caballo, Programa de mano, o en otro orden Para todos La 2 y La aventura del saber, capaces de producir y de fluir entre septiembre y junio) en el negociado de nuevos proyectos siguen faltando reflejos. Realmente, una pena.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios