El medio centro

Carlos G. Izquierdo

Michael Phelps y la hipocresía

No creo que a nadie le deba interesar lo que un joven de 23 años realiza en su tiempo libre y en un recinto privado

NO hace ni cinco meses que los máximos ejecutivos de grandes firmas se pegaban por salir en la foto con él y ordenaban a sus lacayos bajo amenaza de despido que consiguieran como fuera la imagen del ídolo junto a sus productos. Las noticias se multiplicaban acerca del récord millonario que batiría el nadador, el héroe, el dios americano de las barras y estrellas.

Es ahora otra foto, más humana y menos épica, la que hace que los mismos ejecutivos no cojan los teléfonos y ordenen a sus lacayos bajo amenaza de despido que retiren la imagen del apestado junto a sus productos. Las noticias se multiplican acerca de las sanciones impuestas y de los contratos retirados a la persona, al joven ciudadano americano pillado en una fiesta con sus amigos.

Un verdadero acto de hipocresía muy propia del deporte estadounidense y de una forma de vida demasiado pendiente del éxito y del dinero. Michael Phelps fue cazado en una fiesta privada fumando marihuana en una pipa. Un acto reprobable en cuanto a su condición de deportista y de espejo en el que muchos niños se miran, pero absolutamente íntimo en lo que a ciudadano se refiere (no hay que recordar que la marihuana no se fuma para mejorar el rendimiento, es decir, no se fuma para cometer fraude deportivo). El nadador de Baltimore se encuentra descansando durante un año después de haber estado dos bajo un régimen espartano sin salir de una piscina hasta conseguir ocho medallas de oro en los Juegos Olímpicos de Pekín.

Así las cosas, no creo que a nadie le deba interesar lo que un joven de 23 años realiza en su tiempo libre y en un recinto privado. Parece ser que a los grandes ejecutivos sí les importa que sus productos los anuncie alguien que, al menos una vez, ha fumado marihuana. Por eso le retiran el saludo y rescinden los contratos. Algo coherente... Si un segundo más tarde revisaran sus despachos.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios