El microscopio

Nadie conoce a nadie

EL caso de las facturas falsas ha puesto de manifiesto cómo algunos políticos huyen como de los apestados de quienes otrora formaron parte de su propio círculo y acabaron ante los tribunales. Monteseirín llegó a declarar, pese a las evidencias fotográficas, que el ahora condenado José Pardo nunca ejerció de guardaespaldas suyo ni formó parte del servicio de seguridad del PSOE en campañas electorales. Pardo, por su parte, ha confesado que hizo de escolta del alcalde porque el PSOE le pidió que lo ayudara, "y lo hice -ha dicho- indistintamente de lo que pensara, pues en ese momento miraba que era compañero y no lo que transmitía". El otro condenado, José Marín, reprocha al alcalde que ni siquiera le haya llamado.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios