PASA LA VIDA

Juan Luis Pavón

Nieto, Lledó y el caso Unidad

LA Piedra Roseta de las irregularidades en la Federación de Vecinos Unidad, dirigida por el PSOE, no estaba ayer en manos del egipcio Zahi Hawass, que llenó la Casa de los Pinelo y subió enteros la credibilidad de la Academia de Bellas Artes. El jeroglífico de la política sevillana y las facturas duplicadas tenía un inusual sistema de traducción simultánea tras la comparecencia del alcalde en los juzgados. La escenificación por parte de Viera y Monteseirín de una oferta de pacto al PP para no enfangar la contienda política con denuncias ante los tribunales, podía ser interpretada con suma lucidez al asistir a un coloquio de otro dúo con menos Prozac y más Platón: Alejandro Nieto, jurista y miembro de la Academia de Ciencias Morales y Políticas, y Emilio Lledó, filósofo, académico y sabio entre sabios. El libro de Nieto El desgobierno de lo público tiene las claves para descifrar, sea cual sea el tema de controversia, la verdad real de la verdad oficial que a diario nos abotarga.

Monteseirín tiró ayer de agnosticismo para convertir las acusaciones del PP en cuestión de fe que no se cree. Nieto, con el aval de Lledó, le aplicó la piqueta a los dogmas que la sociedad se cree para no enfrentarse a la política virtual que se les vende como cortina de humo de la política real: usurpación de la democracia y de la voluntad popular en todos los ámbitos del Estado, como institución estructurada para garantizar que el poder esté en manos de muy pocos.

Tanto el alcalde como los concejales de la oposición son elegidos por el pueblo y representan al pueblo. Pero no se investiga lo que se hace con el dinero del pueblo, para aclarar qué hay de cierto o de falso, aunque lo denuncien quienes son votados por el pueblo. Como decía Nieto, "dejemos ya de hablar de Rousseau o de Montesquieu y abordemos la verdad real: lo que vale en el Tribunal Constitucional para elaborar una sentencia no es la ley sino el número de magistrados que pone un partido político".

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios