La ventana

Luis Carlos Peris

lcperis@diariodesevilla.es

Premios que nos alegran el alma

Cuando en una ciudad tan rica en pregones, pregoncillos, premios y premiecillos se distingue a personas que gozan de todas nuestras complacencias, el ánimo se viene arriba. Y si resulta que la distinción lleva el nombre de un amigo que ya no está, que nos abandonó en plena madurez y cuando más fruto le ofrecía a nuestra sociedad, pues miel sobre hojuelas. El premio lleva el nombre de Fernando Carrasco, que nos dejó como del rayo hace dos años, y los premiados son gente muy cercana con mi entrañable José Félix Machuca a la cabeza, seguido de esa especie de ejército simbiótico de la fotografía que son Fernando Salazar y Ángel Bajuelo. Y en esta tierra tan pródiga en la puñalada trapera envuelta en una ojana que ya ni sorprende, estos premios que da el Consejo de Cofradías son un soplo de aire puro purísimo, conque mi enhorabuena a trío tan principal.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios