Desde mi córner

Luis Carlos Peris

lcperis@diariodesevilla.es

Resultados y posesión ya van a la par

Como bien se demostró últimamente, el dibujo no fue determinante en este sprint tan exitoso

Mucho se cacarea sobre el éxito que ha sido para el Betis que Setién cambiase la estructura del equipo cimentándolo más sólidamente. Pero no es cierto que la suma de puntos última que ha puesto al equipo en posición de pelear por un lugar al sol europeo se deba a situarlo en cancha con tres centrales y dos laterales de largo recorrido. Y es que de los triunfos ante Levante, Alavés y Espanyol sólo en este último se apeló a tres centrales.

Ni en Orriols ni en Mendizorroza se utilizó tal diseño y, curiosamente, iba a ser en un compromiso casero donde se volvía a esa especie de blindaje. Cuando lo más habitual en el librillo de cada entrenador es blindarse más de visitante que de local, Setién lo hace al revés y, además, le sale bien. El cántabro tiene la rara habilidad de cabrear a la generalidad cuando anuncia la alineación en cada partido, pero, ahí los números, vuelve las lanzas a cañas a la terminación.

Si no ocurre una hecatombe, en el Betis hay Setién para largo, lo que imagino que alegra al beticismo. Desde que Serra vivía en chándal el día a día, el equipo no gustaba como está gustando en esta segunda vuelta. En la primera hubo hitos de importancia, como los triunfos de Chamartín y de Nervión, pero también aquellas espantás de Las Palmas, Cornellà o Éibar más el borrón copero dejaron un amargo regusto que hasta hicieron que sembrasen dudas Setién y sus decisiones.

Todo quedó en el olvido y ahora ya la inmensa clientela verde, blanca y verde enfoca cada cita con entusiasmo. Posiblemente influya también el jaque que supuso el pacto ominoso. Liberado de cargas, la máquina funciona mejor. Los entusiastas Haro y Catalán encontraron en Serra el mejor punto de apoyo, Serra dio con Setién y Setién ha dado con la tecla que hace que el equipo funcione como está funcionando y ya con los resultados más acordes con los tiempos de posesión.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios