Desde mi córner

Luis Carlos Peris

El Sevilla, grande a lo más grande

El club de Nervión recolecta día a día los efectos de un presente pensado para que el futuro sea esplendoroso

CAMPANAZO del Sevilla en el corazón de la vieja Europa, uno más de este equipo que entra en su segundo año consecutivo como mejor del mundo para esos estudiosos de la historia y de la estadística. Por la puerta más grande, que le hacía falta ganar y si no quieres caldo, tres tazas. Tres hermosas tazas a cargo de los de siempre, de Luis Fabiano y, cómo no, de Kanoute para que el tercer futbolista franquicia del plantel colorease la noche todavía más de lo que ya la había coloreado el Sevilla. No se puede, por tanto, entrar con más brillo en la verdadera Sala VIP del fútbol continental, del auténtico fútbol, el europeo.

Toca ahora esperar a ver qué depara el sorteo del día 21, víspera del de Navidad, para saber cómo pintan para este Sevilla tan solvente en asuntos externos y tan dubitativo en las pelillerías domésticas. Por lo pronto ya es como Manchester United, Oporto, Barcelona, Realísimo, Inter, Milan, todos con la de las orejas grandes en sus vitrinas más un Chelsea tanto tiempo en lista de espera. Ya es el Sevilla uno más, con lo que se demuestra que los estadísticos y los historiadores no iban tan descaminados al considerarlo como el mejor del mundo. Ahora y con la objetividad de su clasificación, a ver quién le tose a este Sevilla insultantemente autoritario.

Dicen que Liverpool, Lyon y Roma son los enemigos a tener más en cuenta de cuantos van a estar en el bombo uefo, pero qué más da. Tras arrollar como arrolló al Arsenal y a los demás del grupo, tras pagar aquella novatada del Emirates, a quién leches va a temer este Sevilla de Luis Fabiano y de Kanoute, que tanto da uno como el otro. Todo lo que resta ahora es a favor de querencia, golpe a golpe, verso a verso, todo un motivo de alegría grande, de ilusión por arrobas. Todo lo que resta es la confirmación de que cuando las cosas están pensadas y la casualidad apenas encuentra por donde meterse, cuando el presente se cimenta, el futuro llega, vamos que si llega.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios