Visto y oído

Francisco / Andrés / Gallardo

Tontacos

LOS de Tonterías las justas están pidiendo la hora. Llevan más de un año sin parar, fabricando tonterías de sobra y nos imaginamos que están reservando ideas y fuerzas para su nuevo destino, Neox. Lo que parecía uno de esos proyectos condenados a estrellarse en la indiferencia, lo típico que le ha pasado a la mayoría de los estrenos de Cuatro en estos seis años, cuajó de inmediato y cumplió su objetivo de terminar de desgastar a su vecino, Sé lo que hicisteis. Un valor de los tontacos es que siempre han tenido esos vídeos de Telecinco que los juzgados impedían emitir en La Sexta. A agua pasada y a destiempo, por cierto, aquellas tonterías de Ángel Martín terminaron de aguarse cuando comenzó a abusar de los motes para los reporteros y presentadores de la competencia. Demasiado colmillo para tan poco humor.

Tonterías se sobrevivió a sí misma con las gambas y los corchopanazos, la traducción de los payasos y el guiñol de toda la vida. Flo, apelando a El informal, era el rostro conocido que enganchaba, pero los espectadores, sobre todo mocosos, terminaron de quedarse en las sobremesas de Cuatro por las imitaciones de Dani Martínez, el que se come todos los días al comilón. Y los hermanos mayores mantenían el mando por las generosidades de Anna Simón. Ahora bien, la que tiene futuro si no la estropean, es Romina Belluscio.

Con un zapping comentado sin ira, unos vídeos caseros a discreción, un porrón de chistes blanquecinos, cierta ambientación de botellón y mucha cara para encarar todo con naturalidad, los tontacos de la fábrica de Pablo Motos construyeron un teatrillo inofensivo y potable, que no perjudica si el espectador prefiere rendirse a una buena siestecita. Tonterías cambia de canal con buen a nota. Se han dejado ir en las últimas semanas y al final comprendimos que era por la lucrativa migración a la incógnita de Antena 3.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios