En abierto

Francisco José Ortega

¡Vaya ruina de negocio!

La devaluación de Sergio García en dos años en el Betis es el ejemplo más claro del fracaso de la gestión de Lopera

LLEGÓ en los días previos al arranque de la temporada 2008-09, tenía el cartelito colgado de campeón de Europa y, para qué negarlo, se pueden contar con los dedos de la mano los aficionados del Betis que no se ilusionaron con ese regalo que les daba Don Manué, ya en los estertores de la popularidad de quien fuera máximo accionista de la entidad verdiblanca durante tantos y tantos años. Se llama, futbolísticamente, Sergio García y ayer abandonaba la concentración del equipo en La Manga para emprender una nueva aventura en el Espanyol, confirmándose de esta manera como uno de los negocios más ruinosos realizados por el propio Lopera desde que se adueñara del club en 1992.

Porque el contrato de compra de Sergio García por parte del Betis al Zaragoza tal vez haya sido uno de los únicos que se ha convertido en público dentro de una época tan oscurantista como la que le ha tocado vivir al Betis durante las dos últimas décadas. Un mail, con el nombre y apellidos del remitente en el correo electrónico, envió a algunas redacciones periodísticas la escritura de compra de las acciones de Lopera por parte del grupo Bitton Sport y como propina añadía algunos de los contratos que daban fe de los fichajes de Sergio García, Oliveira y Nelson.

Pues bien, la operación de Sergio García, aparte de sueldos y fichas, que también son bastante onerosos, se iba por encima de los 11 millones, 12 prácticamente, 2.000 millones de las antiguas pesetas. Ahora las noticias que manan del club hablan de un traspaso en torno al 1,8 millones de euros y unas cantidades perdonadas por el jugador y, teóricamente, asumidas por el Espanyol. No hay más que echar números y teniendo en cuenta que Sergio García sufrió lesiones fuertes, pero no graves del todo, se puede convenir que ha sido uno de los futbolistas más devaluados de los últimos tiempos. Ni siquiera le han servido sus goles. ¡Vaya ruina de negocio!

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios