Desde mi córner

Luis Carlos Peris

Muy difícil, pero no imposible

La cita que hoy afronta el Betis ante el Barça es complicadísima, pero en fútbol no hay misiones inalcanzables

CIERTAMENTE, el Betis no encuentra en la cita de hoy el plato mejor para saborear su triunfo en el derbi. Cualquier enemigo mejor que el de esta noche para hacer buena la alegría que le supuso lo del sábado último en Nervión. No importa cuál, pero mejor cualquier otro que el que esta noche arriba al final de la Palmera con su vitola de invencible y su glamour de intérprete grandioso de un fútbol sólo a su alcance. Por supuesto que lo de Nervión ya no se lo quita nadie al Betis, pero es tan superior a todos el Fútbol Club Barcelona, está a tanta distancia de los mortales el equipo de Guardiola, que qué pena que no venga otro.

Llega el Barça de Messi, el astro más rutilante y que jamás jugó en el campo del Betis, ese campo donde nunca perdió Guardiola y donde Daniel Alves defendió por última vez la camiseta del Sevilla. Pero los números del Betis con el grandioso equipo catalán no son, precisamente, de los peores en la Liga española, por lo que tampoco ha de afrontar la cosa como si fuese una misión imposible. En fútbol existen las pruebas complicadas, pero nada es imposible por muy grandes que sean las distancias entrambos contendientes y las que separan al Barça del resto de los mortales ya se sabe que son siderales, tremendas, pero no hay misiones imposibles.

Quizá, o sin quizá, para cimentar la autoestima lograda con el 1-2 del sábado pasado nada peor que enfrentarse al Barça, pero también puede optarse por ver la botella medio llena y no medio vacía. En ese caso resulta indudable que hoy, cuando den las ocho en todos los relojes de la noche en Heliópolis, el Betis tiene mucho que ganar y casi nada que perder. Sólo hay que mirar los resultados de esta Liga para ver que el equipo de Chaparro parte para la cita no precisamente en la pole position, por lo que todo lo que arranque de ella habrá de darlo por bienvenido. Es lo de hoy el Everest de esta Liga, pero tampoco el techo del Himalaya es una misión imposible.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios