Alto y claro

José Antonio Carrizosa

Tres disparates con forma de champiñón

TRAS lo publicado a lo largo de la semana por este periódico, hay elementos más que sobrados para concluir que el proyecto de las setas de la Encarnación no es sólo un disparate estético en el corazón del casco antiguo de Sevilla. Lo es también técnico y económico. Tres disparates, por lo tanto, con forma de champiñón. Y por si todo esto no fuera suficiente, es un monumento al engaño político al ciudadano y a la ocultación deliberada de datos y cifras que la opinión pública tenía derecho a conocer. Demasiado grave para que la ciudad no exija responsabilidades políticas, y quizás no sólo políticas, a los que están detrás de este engendro urbanístico y financiero. Con lo que ha hecho este Ayuntamiento en la zona más emblemática de Sevilla, de la Alameda a la Puerta de Jerez, se podrá estar más o menos de acuerdo. Desde esta columna se han defendido los beneficios para la ciudad del plan de peatonalización emprendido, aunque se hayan criticado sus soluciones estéticas. Estoy seguro de que muy pocos ciudadanos defenderán, por ejemplo, la antigua Avenida de la Constitución en relación con la actual. Pero Metrosol Parasol es un proyecto tan absurdo como su nombre, que nunca se debió haber iniciado. Lo saben, y lo reconocen en voz baja, algunos responsables municipales escandalizados con lo que está pasando y con lo que queda por venir. Lo peor de todo es que a estas alturas estamos ante un problema sin soluciones fáciles o baratas. El sentido común indica que no se puede hacer tabla rasa del disparatado proyecto y enterrar las decenas de millones de euros que ya ha costado a los sevillanos. Aquí urge que por parte del alcalde y de su equipo se den todas las explicaciones que se deben y que se clarifique de una vez por todas el coste real del proyecto. Pero también sería muy interesante saber qué piensa de todo esto y qué proyectos tiene al respecto el representante de la oposición municipal y único candidato con posibilidades de disputar la Alcaldía a los socialistas el año que viene. Las setas van a ser uno de los argumentos estrella del debate electoral que ya tenemos encima. Los sevillanos tienen derecho a saber los planes de Zoido para la Encarnación. Mucho está tardando en explicarlos.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios