El parqué

Pablo Cumella

Entre la fuerza y las ganas

EL Íbex 35 dio continuidad a los números rojos registrados en la sesión del lunes. Una jornada marcada por el Debate del estado de la Nación, en el que el jefe del Ejecutivo anunció la supresión de la deducción para las hipotecas de las rentas más altas, un recorte del gasto público de 1.000 millones, los 2.000 euros de ayudas directas para la compra de automóviles o la reducción del impuesto de Sociedades. El selectivo español cayó un 0,51%, hasta situarse en los 9.269 puntos. El sector bancario sigue de capa caída y ahora se suman las metalúrgicas y algunas concesionarias de infraestructuras. No hay razones para pensar que la bolsa haya cedido por algún dato publicado o unos resultados empresariales mucho peores de lo esperado. Simplemente no tiene fuerza para subir.

Acciona (3,65%), Inditex (3,38%), Técnicas Reunidas (3,03%), Sacyr Vallehermoso ( 2,59%) y Telecinco (2,44%) aparecen entre las caras de la jornada, mientras las pérdidas más acusadas recayeron en Gamesa (-5,62%), Arcelor Mittal (-4,21%), OHL, que cayó un 3,65%, y Popular.

Los grandes tuvieron un signo dispar. BBVA cedió un 1,14% y Santander un 1,37%. La entidad que preside Emilio Botín tendrá que acometer una ampliación de capital de 1.000 millones de euros para posibilitar el cobro del segundo dividendo a cuenta de 2009 en acciones. Iberdrola acabó plano. Repsol sumó un 0,86% y Telefónica un 2,13%, el día en que repartió un dividendo a cuenta de los beneficios de 2008 de 0,5 euros por acción y a la espera de que hoy presente los resultados del primer trimestre.

En el mercado continuo, Española del Zinc repuntó casi un 8%, a la espera del resultado de la junta de accionistas, donde se podría aprobar una ampliación de capital de 17 millones vital para su viabilidad.

El barril de Brent se acercó a los 60 dólares, mientras que la dualidad euro-dólar se mantuvo en el 1,36.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios