BREVIARIO

Alejandro V. García

El laboratorio del doctor Mabuse

EL informe PISA ha sido durante años el ariete con que los conservadores han golpeado la política educativa de los socialistas y, de camino, la escuela pública y gratuita en favor de la enseñanza privada y concertada. Los deficientes conocimientos de nuestros educandos han sido explotados en las tribunas para poner en evidencia los fallos (muchos) del sistema educativo y, de camino, ocultar las virtudes de la instrucción universal. Menos de cien días le han bastado a Dolores de Cospedal en Castilla-La Mancha y, con ella, a los archimandritas de las comunidades madrileña, gallega y navarra, para atraerse la antipatía general de profesores, sindicatos y padres de alumnos y asestar un golpe formidable al sistema público con la excusa de los recortes. Nadie dude que tendrá consecuencias desestabilizadoras sobre la formación y sobre el rendimiento de nuestros estudiantes. Dado que Castilla-La Mancha es el laboratorio del doctor Mabuse donde el PP experimenta la futura política nacional, en Andalucía ya han calculado que el mismo recorte supondría 4.580 profesores menos. A la vista de ese proceder no es descabellado preguntarse si realmente le ha preocupado a cierta derecha los malos resultados de PISA o si sólo han sido un pretexto para arrinconar no ya la política socialista sino a la educación pública.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios