PASA LA VIDA

Juan Luis Pavón

La lección de Keteke

EL dinero camufla el fracaso en éxito. Telefónica ha comprado la red social Tuenti por 70 millones de euros. Es la confirmación de su derrota como creadora de una red social, Keteke, de la que los jóvenes han pasado olímpicamente. Un caso de libro para todas las facultades de empresariales y escuelas de negocio.

En Keteke se ha gastado Telefónica más de 10 millones de euros. La empresa número uno de España, la red de redes tecnológicas, osó pensar que no iba a ser menos que los jóvenes cerebritos de Facebook, Tuenti, Twitter, etcétera. La cúpula de Telefónica, por edad ajena a la mentalidad de los nativos digitales, dictó sentencia: "Somos la empresa líder, tenemos una legión de ingenieros, nos gastamos una fortuna en análisis sociológico e investigación, y contamos con asesores mil. Nadie tiene más clientes a través de telefonía o internet. Es la hora de crear una red social para liderar ese ámbito y llevarnos a los usuarios hacia nuestras ofertas comerciales". Dicho y hecho. Sus cuadros de mando crearon una red social que no emana de individuos anónimos y a pie de calle, sino de arriba abajo, desde una multinacional que la configuró como plataforma para vender más teléfonos móviles. Batacazo.

Ni uno solo de los referentes de la información y la comunicación digital está siendo creado desde un gobierno o una multinacional, sino por chavales que inventan por pura diversión, como reto de amigos, sin pensar en ganar dinero y sin miedo a perderlo. Es tan barata la tecnología que nunca como ahora una pyme ha tenido la oportunidad de convertirse en un fenómeno de masas y sin fronteras.

También la Junta de Andalucía debería aprender, y mucho. Guadalinfo es otro estrepitoso fracaso como espacio para la participación. Pensado con mentalidad política, garantía de ser ignorado. La ciudadanía digital es libérrima y crea su propio marketing viral.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios