Fijación escrita

Carmen G. Frigolet / Cgutierrez@diariodecadiz.com

Sin migajitas

LAS citas con cena incluida te dejan un nudo en el estómago. Antes, durante, pero no después. Al menos, si las planteas con la persona adecuada. Por eso me sorprende la "valentía" de algunas famosas de buen ver que deciden subastar su compañía -sólo en la mesa de un restaurante- con quien apueste la cantidad de dinero más elevada. Una se echaría a temblar con esa quedada a ciegas.

Lo primero, ¿qué tren de vida lleva esa persona que quema miles de euros en minutos? Al margen de las causas benéficas, la existencia del afortunado se me antoja tan vacía que sólo en ella puede caber la ambición y el dinero. Porque siempre me resultó más interesante conocer de primera mano las historias de vida de los más necesitados. Y sentarme a comer con los que son capaces de ofrecer lo poco que tienen. Claro que el ganador de dichos concursos sólo piensa en la consecución de su bien propio. De una manera de lo más frívola. Ya que dudo que uno quiera departir con Pamela Anderson sobre algo interesante. Aunque quien sabe, lo mismo te sorprende. Para bien o para mal. Muchos mitos pueden caer esa noche. Si descubres que tu adorada estrella no huele tan bien como presuponías en tus fantasías, si se le quedan restos de comida entre los dientes o resulta ser un pésimo anfitrión. Bajarían al mundo terrenal ipso facto. Creo que entonces desearías haber invertido en algo mejor. Se es más feliz en la ignorancia.

Además, los casos de acoso a famosos deberían de servir como referente para que estas veladas dispongan de personal de seguridad. Y eso cohibiría aún más que el hecho de tener delante a alguien que no conoces de nada.

Por eso, comprendo mejor las encuestas que revelan con qué personaje público te apetecería irte de cervecitas. Más gente alrededor y menos tiempo. Sin embargo, tampoco me cuadran las elecciones. En las que gana, valga la redundancia, José Luis Rodríguez Zapatero. Supongo que algunos temas de conversación se atragantarían entre pincho y pincho de tortilla. Porque no pensaría en preparar un guión al estilo Tengo una pregunta para usted. También figuran Andreu Buenafuente, Fernando Alonso y algún que otro actor o actriz. Pero más barato y placentero es contar con quien te estima realmente. Frente a un café y una mano sincera que estrechar.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios